Artículos etiquetados como Conducir con responsabilidad

La frontera entre lo humanamente posible, y lo asistido por ordenador

Sistemas de seguridad
Tenía yo un runrún en mi cabeza que esperaba el momento de salir a la luz. Cada vez que hablamos de conducción autónoma, sistemas de seguridad activa o cualquier ayuda a la conducción (o a la atención del conductor) hay una parte del debate con la que estoy de acuerdo o no, según sea el caso. Pero siempre está ahí. Se trata de la frontera entre la acción humana y la asistencia al conductor por parte de una máquina. Y aquí tenemos de todo: desde el punto de vista ético o moral, hasta la necesidad de recibir asistencia versus la obligación del conductor de estar 100% “al tema”.

Nunca llueve a gusto de todos. La idea del debate de hoy es poner sobre la mesa los pros y los contras de la asistencia a la conducción, en parte porque es algo que sí llama a debate (comprobado), y en parte porque defiendo personalmente lo ideal de disponer de asistencia, frente a no tenerla. Vamos a ver dónde creo que está la frontera entre lo humanamente posible, y lo asistido por ordenador.
Leer más…

Principios del comportamiento vial (y 4): la responsabilidad

vuelco120

Recordad que habíamos dicho que el hecho de conocer y cumplir las normas es la garantía fundamental para la seguridad de todos los que compartimos el mismo escenario vial cuando hablábamos de la confianza; después, vimos la previsión, o lo que es lo mismo, anticiparse a cualquier obstáculo o situación que pueda sorprendernos sin alterar nuestra capacidad de actuación para evitar cualquier incidente vial y por último, tener la seguridad, es decir, la concentración necesaria de nuestras facultades físicas y psíquicas para un correcto dominio de las actividades que requiere la conducción y así dar la respuesta adecuada.

Pues bien, hoy, terminamos esta serie de artículos sobre los principios del comportamiento vial que nos afectan a todos, especialmente a conductores y peatones, dentro del fenómeno del tráfico con la responsabilidad. De esta forma sabremos diferenciar los cuatro principios unidos a su vez por un denominador común: la conducta al volante.

Leer más…

Va a recuperar su carnet retirado conduciendo… y lo pillan. Historias de la mili

fregoneta.jpg
Historias de la mili lo llamo yo porque parece un mal chiste, de esas anécdotas que cuentas cuando tienes mucho tiempo muerto por delante y estás en grupo. Toda una historia, sí, pero por desgracia es muy real. Que te retiren el carnet tiene ya bemoles, puesto que hay que cometer una infracción muy grave y perder muchos puntos de manera reiterada.

Que justo cuando vas a recuperarlo te pidan identificación de forma rutinaria y te pillen en flagrante delito, tiene a la vez gracia y da que pensar. Esto es lo que le pasó a varios conductores hace pocos días en Móstoles, cuando fueron pillados in fraganti mientras iban conduciendo para recuperar el carnet que habían perdido. La ironía del tema no puede ocultar la pregunta que, de hecho, se hicieron los compañeros comentaristas de Motorpasión: ¿es peor que te pillen si carnet por haberlo perdido o por no haberlo tenido nunca?
Leer más…

Infracciones que conllevan la inmovilización del vehículo

Motorista de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil

La inmovilización del vehículo, en el procedimiento sancionador, tiene como fin evitar que la infracción sea corregida de inmediato. Es decir, tras la infracción no le queda más remedio al infractor que rectificar o acreditar de alguna manera el hecho infringido. En estos casos, la multa será lo de menos si como consecuencia de la infracción no podemos continuar la marcha.

Es una medida cautelar que puede imponer la Administración para los casos que supongan un riesgo para la circulación. Carecer de seguro obligatorio, presentar deficiencias graves el vehículo, etcétera. En total son diez las infracciones por las cuales los Agentes de Tráfico, además de imponer la multa correspondiente, nos pueden inmovilizar el vehículo. Vamos a conocerlas.

Leer más…

La diferencia entre un accidente y su posibilidad (y 4): el conflicto

Car accident Por daveynin

Terminamos con el presente artículo esta mini-serie sobre el desarrollo de los acontecimientos que suceden cada vez que se produce un siniestro vial tanto en ciudad como en carretera. Vimos una primera fase de percepción dividida en dos momentos (visión subjetivavisión objetiva) y después una segunda fase de decisión donde explicamos la importancia del tiempo de reacción con ejemplos y tipos de maniobra o conjunto de ellas para evitar o minimizar los accidentes.

Ahora veremos la fase final en la producción del siniestro por tratarse de la última secuencia a tener en cuenta en la reconstrucción de accidentes. Como ejemplo, si durante la conducción con nuestro vehículo nos percatamos de una situación irregular o peligrosa y a pesar de poner todo nuestro empeño en salir airoso de ella, no podemos evitar el incidente, entramos en la fase de conflicto que comprende el último momento de la evolución y su resultado. Pero, veamos con más ejemplos como se desarrolla.

Leer más…

Guardar las distancias, la mejor opción entre bicicletas y camiones

carril bici

No pretendo abrir un debate sobre la forma de conducir que tiene un conductor de camión profesional y un conductor de bicicleta, que puede ser cualquiera. Máxime, cuando el ciclismo está orientado al ocio dentro de nuestra libertad de movimiento y que nada tiene que ver con el transporte de mercancías. Pero como ambos vehículos, queramos o no, a pesar de la diferencia de masas, pueden compartir el mismo escenario, no viene mal recordar algunas normas básicas con ocasión del tráfico, de convivencia para evitar conflictos entre ambos vehículos y escoger la mejor opción.

Creo, que la cuestión radica principalmente en distinguir o diferenciar los conceptos de profesión y afición. Uno, está realizando un servicio o tiene un cometido especializado de trabajo y el otro participa en una afición fuera de la jornada laboral o en su tiempo libre. Por otro lado, tienen en común, el hecho de que pueden utilizar y compartir la vía pública en algún momento y zona determinada. Es decir, pueden ser coincidentes por el entorno, salvo en algunas excepciones. Sin embargo, si miramos por la seguridad vial de unos y otros, siempre sale a relucir la vulnerabilidad. Pero…¿y la responsabilidad?

Leer más…

Dispositivo especial de la DGT por el puente de San José

M-40 Daquella manera

Desde las 15:00 horas de esta misma tarde hasta las doce de la noche del próximo lunes, la DGT tiene montado un dispositivo especial de tráfico para controlar los cuatro millones de desplazamientos previstos durante estos días coincidiendo también con el fin de semana. En diversas CCAA el lunes es festivo, de modo que se prevén aglomeraciones de tráfico cerca de la costa, en zonas de montaña para la práctica de deportes de invierno, en las poblaciones con celebraciones festivas, principalmente en Levante y en las salidas de grandes ciudades. Motivo suficiente para pensar que aumentará el riesgo en nuestros habituales desplazamientos.

Son seis Comunidades Autónomas en las que tiene lugar la festividad de San José y que coincidirá con los desplazamientos de largo y corto recorrido hacia los lugares de segunda residencia por comprender este periodo el fin de semana. Por eso, desde la DGT se dan diversas recomendaciones para que el viaje tenga un final feliz. En primer lugar hay que evitar en la medida de lo posible las aglomeraciones, las prisas y el cansancio para evitar riesgos innecesarios. El momento de mayor peligro será en las cercanías del destino, normalmente en carreteras secundarias, cuando bajamos la guardia y el cansancio se hace presente.

Leer más…

Los accidentes de tráfico: sus causas (y 3)

punto de colisión

Sólo con las técnicas de investigación de accidentes de tráfico es posible saber las verdaderas causas del siniestro, ya que conociendo la forma de ocurrencia, analizando cada prueba o indicio es posible identificar los factores que dieron lugar al suceso. Si conocemos las causas, es posible valorar responsabilidades en el proceso judicial así como adoptar las medidas de seguridad preventivas que eviten o minimicen los riesgos en el futuro. Además, podemos descartar la posibilidad de que hubiese alguna voluntariedad, simulación o fraude ante la compañía de seguros.

Una vez realizada la investigación del hecho, pasamos a la reconstrucción del siniestro de tráfico partiendo de la recopilación y el análisis de todas las evidencias físicas resultantes de un accidente para tratar de establecer el cómo y por qué se produjo el mismo. Esta tarea conlleva un proceso de trabajo que, en muchas ocasiones, resulta de gran complejidad, pues requiere de un meticuloso estudio para interpretar correctamente el origen de las huellas y demás vestigios, así como el planteamiento de todas las hipótesis, a priori viables, hasta llegar a la determinación de las circunstancias que necesariamente tuvieron que existir para que el conflicto se produjera con el resultado conocido.

Leer más…

Los accidentes de tráfico: sus causas (2)

Salida de vía

Un siniestro de tráfico puede considerarse como el producto final de un desencadenamiento de circunstancias (combinación de errores) que son exteriores por el entorno donde se producen y también interiores o condicionadas por parte de todas las personas participantes. Consecuentemente, a ese desequilibrio de oportunidades involuntarias y no deseadas, se producen unos daños materiales en los bienes propios o ajenos y que también pueden ser físicos en las personas que serán de mayor consideración en atención a la magnitud del evento.

Al referirme a ese desequilibrio de oportunidades me refiero a la secuencia anterior al siniestro. Todos hemos oído decir en alguna ocasión: hoy me levanté con el pie izquierdo y desde entonces no doy una. Condición operante si consideramos el hecho de no encontrarse centrado con una merma en las facultades psicofísicas de la persona. Por otro lado, el diseño de las carreteras y las medidas de seguridad en los vehículos son elementos influyentes pero conocidos y por tanto dependientes del factor humano. Pero, en definitiva… ¿qué causa un siniestro con ocasión del tráfico?

Leer más…

La chica de la curva

Curva

Seguro que conoces la historia, en alguna de sus infinitas versiones. Trata sobre un aguerrido conductor, que vuelve a casa por la noche circulando por una vía secundaria allende las montañas. La oscuridad es total, tan sólo rota por la luz de los faros de su propio vehículo. Hace un buen rato que no se ha cruzado ni un alma en su camino.

De repente, ese mismo haz de luz ilumina el dedo pulgar levantado de una joven de aspecto angelical. El conductor, en parte cautivado por la belleza, en parte preocupado por encontrársela sola y desvalida en medio de la nada, frena para detener su vehículo dócilmente al lado de la muchacha.

Sin mediar palabra, abre la puerta y toma el asiento del copiloto. «Te llevaré al siguiente pueblo, no puedes estar por la carretera sola a estas horas de la noche». La única respuesta que obtuvo fue una sonrisa. El conductor vaciló unos instantes. Observar a la autoestopista aparecida de la nada borraba cualquier pensamiento de su mente. No era sólo por su belleza, notaba algo… irreal en ella.

Leer más…