Mantén tu coche a salvo del frío

Redacción Circula Seguro

29 noviembre, 2021

Llegan ya los primeros temporales de frío y nieve nos estamos preparando para recibir al invierno: llenamos el armario con prendas de abrigo, hacemos cambios en nuestro menú diario -apetecen platos de cuchara más consistentes-, revisamos el sistema de climatización de nuestro hogar…pero ¿y el coche? ¿Te has parado a pensar que tu vehículo también necesita ciertas adaptaciones para que no sufra por las bajas temperaturas?

Te ofrecemos a continuación una lista de elementos que debes comprobar en tu vehículo de cara a las bajas temperaturas:

  • Líquido refrigerante: este líquido protege el motor contra la corrosión y las heladas, además de enfriarlo cuando es necesario. Es importante tenerlo siempre a punto porque las propiedades anticongelantes que lleva se van perdiendo con el tiempo. Lo normal es cambiarlo cada dos años, si bien hay algunas marcas que aguantan más. Acude a tu taller y pide que te revisen el punto de congelación de tu refrigerante y cámbialo si está deteriorado.
  • Batería: es uno de los elementos que más sufren en invierno. Las baterías funcionan peor con el frío y, además, se les exige un mayor trabajo en esta estación: limpiaparabrisas, lunetas térmicas, asientos calefactados, calefacción, luces…. ¿Qué puedes hacer para asegurarte de que se encuentre en perfecto estado? Limpiar bien los bornes, apretarlos correctamente y revisar el nivel de electrolito y de carga de la batería.
  • Neumáticos: ¿sabes si llevas unos neumáticos adecuados para el frio? Es muy importante que lleves neumáticos de invierno, o que te plantees llevar unos neumáticos conocidos como de “todo tiempo”. El perfil especial de las ruedas de invierno ofrece un agarre significativamente mayor en superficies con nieve, hielo o barro que el de los neumáticos de verano o los estándares.
  • Escobillas limpiaparabrisas: es un buen momento para revisar el estado de las escobillas y cambiarlas si es necesario. Unas escobillas en mal estado, además de no dejarnos ver bien, pueden rayar el cristal.
  • Revisa las luces: En la estación más oscura del año es especialmente importante ver bien y que te vean de forma clara. Comprueba que funcionan todas las luces correctamente.

“Kit anti frío”

Además de todos estos puntos a revisar, puedes preparar un “kit” para llevar en tu coche con algunos elementos que te pueden sacar de más de un apuro en lo más crudo del invierno.

  • Rasqueta: te ayudará a quitar la escarcha del parabrisas cuando hay heladas. También puedes poner un cartón por la noche sobre el cristal. Recuerda que también existen en el mercado líquidos lavaparabrisas que contienen anticongelante.
  • Líquido anticongelante para las cerraduras: es cierto que en la mayoría de los coches las puertas se abren a través de un mando a distancia; el problema es que cuando los mandos fallan en invierno, a veces se congelan las cerraduras y no podemos abrir las puertas. Para evitar esto existen sprays lubricantes anticongelantes.
  • Manta: imagina que tienes una avería y que tienes que esperar a ser asistido con el motor apagado…Esperar dentro del coche con una manta que te proteja del frío hará la espera más llevadera.
  • Cadenas: si no tienes ruedas de invierno, lleva siempre las cadenas en el maletero. Nunca se sabe cuándo te puede pillar un temporal. Llevar cadenas puede marcar la diferencia entre pasar o no pasar por una carretera que te pueda llevar a casa.
--

Una iniciativa de: