Pedro Delgado se va de la DGT

Ciclista

Desde que escribo en Circula Seguro, siempre que he hablado de ciclistas parecía que estaba en contra de ellos. Ni mucho menos. Durante unos cuantos años fui uno más de su comunidad. Uno más de esos bichos raros que a mediados de los noventa, en pleno invierno, salía de casa a las nueve de la mañana pertrechado como si fuese al Polo Norte. Y ya de aquella con casco, por supuesto, cuando la gente me tachaba de loco por salir con semejante engendro encima de la cabeza. ‘Si te pones eso es que no tienes nada dentro, ¿qué quieres proteger?’, me decía alguno que sí que tenía un bonito vacío en la azotea.

Y es que después de haberme enterado de que Pedro Delgado se va de la DGT me he quedado perplejo. Abandona el Consejo Superior de Tráfico, órgano en el que figuraba como representante de Organizaciones Ciclistas desde hacía casi diez años. Y por qué os preguntaréis. Pues porque no se le ha hecho ni el más mínimo caso, ni a él ni al colectivo que representa. Y porque encima ha sido utilizado de forma vil y ruina, proclamando a los cuatro vientos que él estaba a la corriente de todo lo que acontecía, de todos los cambios que se aprobaban. Y sin embargo, él y sus colaboradores no les decían ni la mitad. Pero lo mejor es que le escuchemos a él argumentando sus razones:

Ve el video en el sitio original.

Tiene narices que a estas alturas unos directivos puedan ser tan cerrados de cabeza para no escuchar a los que verdaderamente saben del tema. Igual pasa con los ciclistas que con los motociclistas. Ya puedes intentar cambiar algo con todas tus fuerzas que a la que te descuidas, le dan la vuelta a la tortilla y encima te apuñalan por la espalda.

Para rematar la faena leo, entre el asombro y la risa floja, que el Sr. Pere Navarro se ha sentido molesto porque según él están haciendo mucho por los ciclistas y sin embargo, son ellos los que no tienen paciencia. Creo yo que si la dirección estuviese tomando la DGT fuese la correcta, el colectivo del pedal estaría satisfecho. Seguro que no el cien por cien porque nunca llueve a gusto de todos pero si la gran mayoría.

¿Y ahora qué? Pues seguramente los ciclistas se darán cuenta que después de diez años no han avanzado nada. Es normal que se te quiten las ganas, las ganas de disfrutar de tú afición, de compartirlo con los demás. Arriesgas la vida continuamente para nada, para que los que están arriba te sigan haciendo el mismo caso, es decir, ninguno..

Lo siento por vosotros, chicos…

Vía | Ciclismo a fondo
Foto | Visualpanic

  • Ánimo Pedro y muchas Gracias por tu labor,