No te pases de la línea (bis)

Un paso de cebra

Me permitiréis que recicle el título que ya usé hace un par de meses, pero es que le viene que ni pintado a una obsesión que no me quito de encima en los últimos días cada vez que camino por la calle: el lugar donde se detienen los coches ante un paso de peatones.

Como otras tantas veces, permitirme que introduzca el tema con un ejemplo tan real como la vida misma, con pinceladas de dramaturgia. La protagonista es una madre de familia de mediana edad, que pesadamente vuelve a casa arrastrando un carro lleno de víveres para su familia.

El supermercado está en su misma calle, a unas manzanas de distancia. Eso sí, en la acera contraria. Para ahorrar tiempo, en vez de esperar en el primer semáforo, suele ir caminando por la acera hasta que llega a uno que esté en fase verde, permitiéndole el cambio de orilla.

Hoy no es diferente. Nuestra maruja va repasando mentalmente si ha comprado todo lo necesario: la merienda para su hijo adolescente, unos cuadernos para colorear destinados a entretener el menor, un buen bistec para el marido, etcétera.

En estas, se da cuenta que el semáforo al que se acerca se acaba de poner en rojo para los vehículos. Eso significa que podrá atravesar la calzada sin más problemas, ya que cuando llegue, el semáforo para peatones estará verde.

Así que, tan pronto alcanza el borde del paso de cebra se asegura que, en efecto, el señor color lechuga está iluminado. Así pues, gira noventa grados a su izquierda y empieza a cruzar por allí mismo.

De repente, nuestra nueva amiga se lleva el susto del año: a penas a unos pasos por delante, de la nada, apareció un vehículo. Se había detenido a penas metro y medio más allá de la linea de detención. Pero como ella iba caminando por el mismo borde del paso de viandantes, se la hubiera llevado por delante.

Chico caminando por el borde de un paso de cebra muy reivindicativo (y con el semáforo en rojo)

El conductor era todo un veterano de la carretera. Veinte años de kilómetros acumulados, y aún se vanagloriaba de contar con los dedos de sus dos manos las multas que había tenido que pagar.

Había visto con tiempo suficiente que el semáforo cambiaba a rojo. Sin dejar de maldecir la luz colorada, simplemente soltó el acelerador, redujo una marcha y permitió que el vehículo fuera perdiendo velocidad. Una simple ayudita del freno en los últimos metros y ya estaba detenido.

Extrañado, vio como una mujer le dedicaba una de esas miradas asesinas de reproche que sólo saben hacer las madres (y algunas novias), mientras maniobraba con un carro al pasar delante del morro de su vehículo.

No había visto a la mujer, ni su carro, ya que se salían por detrás de mobiliario urbano. Nunca fue consciente de que, sólo con haber llegado unos segundos más tarde, esos 150 centímetros que había arañado al detenerse habrían podido suponer un buen disgusto.

Esto sucedió de verdad, os lo aseguro. Nunca llegaré a conocer las personas involucradas, ni si circunstancias concretas se parecen a mi hipótesis de este post (lo que podríamos llamar una hipostesis). Pero da igual, porque no es un caso único ni especial, no fue ni la primera ni la última vez que vi un coche detenerse un poco más allá de la linea en un semáforo con paso de peatones.

Por supuesto, todos los conductores son perfectamente capaces de detenerse ante una linea de detención. Si en vez de un paso de peatones hubiera un río, ya os aseguro yo que el señor del ejemplo no se habría pasado de la línea. Es simple dejadez, falta de previsión.

Pero, en el fondo, un paso de peatones es exactamente lo mismo que una intersección con otra calle o carretera. Sólo que, en este caso, circulan por ella personas a pie, sin una carrocería que les proteja. Y, además, con la propensión que tenemos todos de considerar laxamente los límites de los pasos de cebra (cosa que nunca he entendido, pero eso es otra historia), todo hay que admitirlo.

Para los peatones, un paso de viandantes viene a ser una extensión de la acera. Sobre todo, cuando está protegido por semáforo. Y estoy seguro que a muy pocos conductores se les ocurriría meter su vehículo un metro y medio en una acera, ¿verdad?… Esto, ¿verdad?

En Circula seguro |No te pases de la línea
Fotos |Sergis blog, fotopez.com.mx

  • corzo

    Hemos pasado de irrumpir cuando eran amplias las avenidas y había pocos vehículos y ahora no sabemos cruzar porque la avenida se ha estrechado, te han quitado un carril para poner la vía ciclista, el autobús no tiene espacio en su parada BUS e invade otro carril y encima la doble fila te quita visión. Estamos en deuda con el peatón que ha perdido terreno, quizás la solución sean las pasarelas o los subterráneos en las grandes ciudades o poner las céntricas calles peatonales.

  • Jarre2

    Lamentablemente, lo que describe Jaume, es el pan nuestro de cada día.
    Gente que se pasa de la línea de detención, otros que simplemente paran encima del paso de cebra cuando hay un semáforo, con la consiguiente molestia para los peatones y otros conductores que simplemente se dedican a pitar e insultar a los peatones que se atreven a cruzar la calle por un paso de peatones que no está regulado por semáforo.
    Sin embargo, en muchos casos, no solo es el conductor el que está incurriendo en una falta de civismo y es cierto que,muchas veces son los mismos peatones que te saltan encima del coche como si de un Leming se tratase.

    Al tiempo que respetamos los pasos de peatones, los hay otros que son imposibles de respetar debido justamente a que están pintados en la misma esquina de la calle y como conductor te es imposible no pisar el paso de peatones al mismo tiempo que estás vigilante de que no venga ningún vehículo por el cruce. Lamentablemente, es mucho más comodo pintar los pasos de cebra en las esquinas porque los peatones preferirán no molestarse en buscar el paso de cebra a 4 metros de la esquina simplemente porque no les interesa perder tiempo recorriendo esos metros.

    A pesar de todo esto debemos tener dos cosas en cuenta:
    Como conductor: Respetar siempre los pasos de peatones y la preferencia de los mismos siempre que nos sea posible (lógicamente, si está en la misma esquina, primero cederemos el paso a los peatones y cuando éstos hayan cruzado podremos situarnos encima del paso de peatones y la esquina de la calle y abandonarlo lo más rapidamente posible. Siempre deberemos respetar la línea de detención.

    Como peatón: Antes de lanzarnos en medio del paso de peatones como el que sigue andando por la acera, deberemos percatarnos de la cercanía de vehículos,es decir, mirar a ambos lados antes de cruzar.

    Si advertimos que hay un vehículo voluminoso en las inmediaciones del paso de peatones, o bien mobiliario urbano de dimensiones considerables, nos situaremos junto a éste, en la orilla de la calle. Así no solo podremos ver si vienen coches, sino que con nuestra presencia, advertiremos a los conductores que vamos a cruzar la calle. Y sobre todo, NUNCA cruzar por donde no haya un paso de cebra (si el volumen de tráfico es alto), pero si debemos hacerlo, NUNCA CRUZAR MIRANDO EN SENTIDO A LA MARCHA DE LOS VEHÍCULOS, porque entonces nos podrían embestir por detrás y nosotros no ser conscientes de que venía un coche por detrás.

    • pepserra

      Jarre 2 derrapando un poco sobre el tema y al hilo del conflicto eterno entre vehiculos y peatones y pasos de cebra…..

      respecto al mobiliario urbano o los coches estacionados justo delante un paso cebra ocupando un carril ilegalmente (sin semaforo)…que poco costaria estacionarlo superado el paso de cebra( en sentido de marcha) para no estrobar por lo menos la vision del peaton…lo mismo de los containers malditos de basura…que cuesta ponerlos superado el paso cebra…? para no tener que sacar la cabeza cada vez que uno quiere cruzar? pura desidia , o lo peor imprevision…!!!!

      un dia podriamos dedicar un post entero a meniconar: lugares donde aunque ESTE PROHIBIDO ESTACIONAR o meter containers POR LO MENOS OCASIONEN EL MENOR DISTURBIO POSIBLE…  .no estaria mal.

      a mi se me ocurren miles de sitios dondo NO: p ej…intersecciones en T, salida de un ramal de rotonda, previo a pasos de cebra… 123 conteste otra vez …

  • urbanita

    es un tema complicado. Yo soy de los que ando con mil ojos por los pasos de peatones pero no puedo negar que en alguna ocasión por mil temas que te dan vueltas en la cabeza no prestas la atención suficiente y terminas pasando por el paso de cebra y dejando a el peatón esperando a que pases con el coche resignado.
    Como digo esto solo pasa en raras sitiaciones lo más común es que andando por las calles sea yo el que me toque ver como los coches no se paran.
    Precisamente hace unos días vi como una moticicleta pitaba a un peatón para que no pasara por el paso de cebra. Me dio bastante lástima 🙁 luego será de los primeros que se quejen.
    Esperemos que la educación termine por imponerse y esto se vea en menos ocasiones.