La convalidación del carnet de conducir y los inmigrantes

¿Es lo mismo circular en el extranjero que en España?

Estamos en campaña electoral, y eso es sinónimo de promesas y buenos propósitos, y si el tema del Plan Prever era uno de los que afectaban más directamente a la seguridad vial, ha saltado a la palestra un nuevo punto de intervención urgente: la *convalidación de los permisos de conducir* a los ciudadanos de otros países que desean conducir en España.

Parece que los actuales criterios de convalidación automática de los carnets de conducir extranjeros serán revisados a partir del próximo mes de marzo, de manera que ya no será tan sencillo como rellenar el formulario de turno, presentar el papeleo correspondiente y pasar por caja. Ahora habrá que *adecuar los conocimientos de los conductores inmigrantes a la normativa española*, como debe ser.

El portavoz socialista José Manuel Camacho, lo explicó a la perfección en el Foro sobre Educación y Seguridad Vial organizado ayer por el RACE: “Existen países donde el permiso de conducir es una simple licencia administrativa para la que se pagan tasas, sin necesidad de realizar exámenes”. Siendo así, es evidente que la convalidación del carnet de conducir para los inmigrantes cuyos países de origen cumplan con la descripción anterior *no debe ser tan sencilla como pasar una mañana en Tráfico*.

Además, es bueno que en este aspecto conicidan los dos partidos políticos más importantes de nuestro país, PSOE y PP, como se demostró ayer. Sin duda, la seguridad en nuestras carreteras pasa, en primer lugar, por que todos los usuarios que las utilicen tengan un *nivel de formación en lo que a seguridad vial se refiere adecuado*.

Vía | El Mundo Motor

  • http://openid.blogs.es/josepcamos Josep Camós

    ¿Cómo os podría contar la experiencia de subir en un coche con un presunto conductor que está harto de circular por su país y no asume que aquí tenemos unas normas y señales que cumplir? ¿Cómo se le hace ver que lo que está harto de hacer está mal hecho y que deberá reciclarse a toda hostia si quiere que le autoricen a conducir legalmente por España?

    No, no puedo explicarlo. Eso hay que verlo para creerlo. Y cuando eres tú el responsable de sus hazañas al volante no tiene la menor gracia.