Guía básica de elección de cubierta o neumático de bicicleta

Neumático de bicicleta

La bicicleta se está abriendo paso en nuestro país como forma de transporte urbano. Cada vez son más los que optan por utilizarla para sus desplazamientos, lo que está generando un nuevo panorama, sobre todo en lo que se refiere al centro de las ciudades. La seguridad vial también pasa por fomentar la convivencia y por que estos nuevos usuarios circulen con las máximas garantías.

A la hora de circular en bicicleta, hay que tener en cuenta varios aspectos, como normativa, equipamiento y posibles obstáculos como las inclemencias climatológicas, o la puesta a punto de la bicicleta. Dentro de este último y crucial punto encontramos la elección y cuidado de los neumáticos o cubiertas.

No cabe duda que las bicicletas son vehículos relativamente “sencillos” al compararlos con otros como automóviles o motocicletas. Sin embargo, esto no puede llevarnos a pensar que carecen de mantenimiento. Es todo lo contrario. Para el caso de los neumáticos o cubiertas, su elección y mantenimiento no tienen nada que envidiar a todas las vicisitudes que rodean a los neumáticos para automóvil.

Cubiertas para bicicleta, todo un mundo por descubrir

Cubierta Michelin

La información en torno al mundo de los neumáticos en ciclismo no es escasa. Es más, puede parecer apabullante e incluso desanimarnos a la hora de elegir cuál es la cubierta ideal. No obstante, una vez conocidos los aspectos básicos, la elección puede ser más o menos sencilla.

Lo primero que se ha de tener en cuenta es el uso que vamos a darle: convencional o deportivo. Puede que parezca algo obvio, pero la gran mayoría de elementos que tenemos que tener en cuenta respecto a la seguridad de la cubierta se derivan de esta diferenciación. Al ciclista que se inicia o pretende tener una información básica le bastan con conocer estos aspectos.

Talla y anchura

En la elección de la cubierta la talla es el primer factor que determinará la adquisición. Al hacernos con la bicicleta estamos aceptando un tipo de rueda que requiere un neumático con unas dimensiones precisas. En ese sentido, al cambiar de cubierta hemos de prestar atención a la medida de la misma, que aparece señalada en el propio neumático y puede que aparezca bajo diferentes medidas o estándares: pulgadas o milímetros.

La medida más estandarizada en muchos tipos de bicicletas han sido las 26”. Sin embargo, las ruedas de bicicleta de carretera o las nuevas tendencias para en el MTB ofrecen otras posibilidades, por lo se ha de prestar atención para no errar con la talla. Algo similar ocurre con la anchura de la cubierta. Hemos de tenerla muy presente, dada la gran variedad de opciones que van, si medimos en pulgadas, desde 1″ (muy fino) hasta 2.7″ (muy ancho).

Generalmente, los neumáticos que se utilizan para rodar en ciudad suelen ser más finos, dado que el terreno asfaltados que encontramos es tan afable como regular. Un neumático muy fino permite un avance con menos esfuerzo, pero otorga algo más de inestabilidad, dado que la superficie en contacto es mucho menor. A la hora de elegir, hemos de ponderar estas variables, para averiguar la mejor opción según nuestro uso, bicicleta y terreno por el que nos movemos. Un buen ejemplo de prestaciones igualadas lo ofrecen las Michelin Protek Urban.

Dibujo, taqueado y compuesto

El uso en ciudad o en asfalto no presenta demasiadas complicaciones para la elección del neumático slick en función del dibujo, el taqueado y tipo de compuesto. Para la práctica deportiva, sobre todo en MTB, es otro asunto bien diferente, pues en función de estas tres variables obtendremos comportamientos muy diferentes de la bicicleta.

En la elección del neumático urbano podemos tener presente el hecho de que nos movamos regularmente por suelo seco o mojado. Si este último es la opción, existen alternativas en las cubiertas que pueden aportarnos una seguridad añadida. Hay que saber que a mayor presencia y profundidad del gravado del neumático, mejor evacuará el agua.

Si vamos a circular por un terreno mixto entre asfalto y tierra, es conveniente que valoremos la posibilidad de una cubierta con taqueado. Este aporta estabilidad y agarre en terrenos más complicados. Si queremos ir más allá, podemos informarnos sobre el compuesto o TPI. Esta medida señala cuántos hilos por pulgada han sido utilizados en la carcasa durante su fabricación. A mayor presencia de hilos habrá menos goma. Esto implica menos peso, pero también mayor desgaste.

Mantenimiento, ¿cuándo cambiar?

Neumáticos para MTB

Ese desgaste nos lleva a la gran pregunta. ¿Cuándo es conveniente cambiar la cubierta? De forma similar a como ocurre en los coches, se ha de ser consciente del desgaste y envejecimiento de los neumáticos. Si le hemos dado un uso intenso o sometido a condiciones y terrenos más adversos, es muy recomendable que no demoremos el cambio.

Los síntomas de esto suelen saltar a la vista: desgaste de la goma evidente que haya borrado el dibujo, tacos comidos, grietas en la superficie o inusual frecuencia de pinchazos. Para evitar esto y prolongar la vida de los neumáticos, se ha de cuidar de no circular por tramos no adecuados para el tipo de neumático. Nos referimos, por ejemplo, a usar un neumático slick pensado para su uso urbano en caminos o abusar de uno específico para MTB en asfalto.

Del mismo modo, conviene si es posible refugiar las gomas de la humedad y cambios de temperatura intensos, así como circular con la presión adecuada. Este último punto es esencial. Es preciso realizar revisiones periódicas y aplicar la presión de forma correcta. Para ello, no tenemos más que ajustarla a la recomendación que el fabricante del neumático señala en el mismo. Es especialmente cómodo contar con una bomba de pie con manómetro.

Una gran variedad de neumáticos

En la actualidad, el mercado nos ofrece una gran variedad de neumáticos para cada uso. Esto supone una gran ventaja. Es importante tener presente esto dentro del mantenimiento y presupuesto que dediquemos a la bicicleta. Contribuye a una práctica del ciclismo mucho más segura y, además, cómoda.Y es que el grado de disfrute del pedaleo también se ve influido por la cubierta elegida.

Imágenes | iStock/Sweettoxic

En Circula Seguro | Así afecta a los ciclistas el (mal) estado de las carreteras