Cómo nos afectará la nueva Ordenanza de Movilidad de Madrid según el vehículo que usemos

Ordenanza de Movilidad de Madrid

Hasta hace poco, parecía que las ciudades españolas se habían quedado rezagadas en la carrera por la movilidad sostenible que otras ciudades europeas sí habían emprendido. Por suerte, hace tiempo que muchos ayuntamientos y entidades locales de nuestro país han hecho lo propio para fomentar la movilidad sostenible, luchar contra la contaminación, y mejorar la seguridad en nuestras calles. Madrid, como ciudad más poblada de España, ha decidido dar ejemplo y plantea la mayor revolución en la historia reciente de la movilidad española.

Cómo circularán los coches en Madrid

Sin duda, la medida más importante para los coches, camiones y vehículos en general es la restricción del tráfico que tendrá lugar en el centro de Madrid. La medida, que tendrá la denominación oficial de Madrid Central, marcará varios niveles de acceso y movilidad para los no residentes, dependiendo del distintivo ambiental de la DGT que tenga el vehículo: CERO y ECO, movilidad total; B o C, prohibición de estacionar en la calle; vehículos sin distintivos, prohibición de acceso. La restricción comenzará en noviembre pero de forma informativa, aplicándose de manera definitiva a partir de febrero. Las multas por acceder a Madrid Central sin permiso serán de 90 euros.

Otras de las novedades más importantes es el nuevo límite de velocidad de 30 km/h en la mayoría de las calles. Este límite se extenderá por toda la ciudad, no solamente por la conocida almendra central, y sólo quedarán excluidas vías de alta capacidad como las de acceso a la ciudad y las de circunvalación (M-30 y M-40). Además, las calles que ya cuentan con plataforma única, se reducirá aún más el límite, hasta los 20 km/h. Todo ello supone que los nuevos límites se extenderán por un 80% del término municipal de Madrid, lo que supone un 85% de la extensión de las vías. Con ello se pretende no sólo disminuir el número de siniestros por atropellos, sino que también se ha demostrado que esta medida hace el tráfico más fluido.

Ordenanza de Movilidad de Madrid

Motocicletas y ciclomotores en la nueva movilidad de Madrid

Estos vehículos de dos ruedas, además de estar afectados por otras medidas arriba mencionadas, contarán con nuevas regulaciones específicas. En concreto, la mayoría están destinadas a fijar determinadas distancias de seguridad; deberán respetar una distancia de dos metros de los pavimentos tacto-visuales situados en vados peatonales y paradas de autobuses; y una distancia de cinco metros de los pasos de peatones a la hora de estacionar.

De hecho, el estacionamiento de estos vehículos estará más limitado, pues ya no podrán aparcar en las aceras de cualquier manera. Ahora tendrán prohibido hacerlo en aceras de menos de tres metros de ancho, aunque por contra contarán con el doble de espacio de aparcamiento específico en el distrito central.

La nueva forma de moverse en bicicleta por Madrid

Ya hemos comentado en Circula Seguro cómo afectará la ordenanza a los ciclistas. En general, la ordenanza busca fomentar el uso de la bicicleta, como forma de transporte sostenible acorde a las medidas anticontaminación del consistorio. El uso de la bicicleta quedará prácticamente relegada a la calzada, aunque lo hará con más seguridad: zonas avanzabicis, giros a la derecha con el semáforo en rojo, o más posibilidades para circular en sentido contrario. Por otro lado, seguirá siendo voluntario el registro de bicicletas, medida solicitada por las asociaciones ciclistas para luchar contra el robo de bicicletas.

Cómo se moverán lo patinetes por Madrid

El espectacular crecimiento de ha vivido el patinete como forma de movilidad urbana en los últimos años, ha creado la necesidad de regular su uso en el conjunto del tráfico y la movilidad de la ciudad. En general, el consistorio ha querido equiparar este tipo de vehículo a la bicicleta, aunque con salvedades particulares. La gran diferencia será entre los que no tienen motor (patines y patinetes de toda la vida) y los que sí cuentan con motor. Los primeros, como ocurría hasta ahora, podrán circular por la acera a velocidad de paso (5 km/h) y sin causar molestias. También podrán circular por la mayoría de vías destinadas a las bicicletas.

Por contra, los patinetes con motor son los que más dudas y controversias han causado. Ya no podrán circular por las aceras ni ninguna zona peatonal. Sí podrán hacerlo por ciclocalles, carriles bici protegidas y pistas bici. En cuanto a calzadas, podrán circular por aquellas limitadas a 20 km/h e incluso a 30 km/h, tras la última modificación aprobada de la ordenanza. Como veíamos más arriba, ello supondría el 80% de las calles de la capital.

Ordenanza de Movilidad de Madrid

Como vemos, el tráfico podría cambiar drásticamente en Madrid con la aprobación de esta nueva ordenanza. Si como se espera sea un éxito, parece que será sólo cuestión de tiempo que medidas como estas se vayan extendiendo a otras ciudades.


En Circula Seguro | En Madrid, en bici, podrás girar a la derecha con semáforo en rojo. ¿Qué más puedes hacer?

Imágenes | Wikimedia/Felipe GabaldóniStock/IR_Stone | iStock/Bulgnn | iStock/ManuelVelasco