Alterar la matrícula no garantiza salir airoso

Matrícula

Esto ya es una carrera entre gatos y ratones. Siguiendo la máxima que dice “hecha la Ley, hecha la trampa“, tenemos que a mayor número de radares instalados, mayor número de conductores que deciden alterar las placas de matrícula de sus vehículos para evitar ser identificados cuando circulan a mayor velocidad de la permitida.

La DGT acaba de hacer público un dato: durante el primer cuatrimestre del año se impusieron 14.714 sanciones a vehículos que viajaban con las placas de matrícula alteradas. Barro cubriendo los números, placas dobladas o tapadas son los recursos más habituales de quienes consideran que los radares, más que garantizar la seguridad de todos, son un sistema recaudatorio del Estado.

La picaresca no es nueva. El recurso de tapar la matrícula con un trapo tiene casi tantos años como el control de la velocidad. Sin embargo, en los últimos tiempos los trucos para eludir la identificación de un vehículo se han disparado y, en algunos casos, se han sofisticado hasta extremos inimaginables fuera de una película de James Bond, como ocurre con las motos que llevan preparado todo un mecanismo que a voluntad del conductor levantan la placa de matrícula hasta hacerla ilegible.

¿Las causas? De un lado la facilidad de comunicación de estos métodos a través de la red. Un claro ejemplo de esto es que buscando un poco es posible encontrar productos destinados al camuflaje de las matrículas ante los ojos del radar. Por otra parte, alterar la matrícula sale más barato que pagar una multa por exceso de velocidad. La diferencia está entre pagar la cuantiosa sanción impuesta en un control de velocidad, con su posible pérdida de puntos, o bien simplemente desembolsar los 90 euros que cuesta que te pillen con la matrícula alterada.

Es lo malo que tiene el castigo económico. Que cuando la parte castigada aprende a negociar se elimina cualquier rastro de carácter reeducador que hubiera podido tener la sanción y pasamos al mercantilismo puro y duro.

Vía | 20minutos

Imagen | Mossos d’Esquadra

Un comentario

Jepes

que necesidad hay de alterar la matricula cuando la policia local de valencia no sabe leer….

el otro dia me pusieron una multa por aparcamiento… mi matricula empieza por C… pusieron G….

Enlace permanente al comentario

Deja un comentario