Ayer pasé el día en casa de un amigo. La verdad es que tiene una casa muy bonita en la Calle de la Tranquilidad, una zona residencial bastante apartada. Había ido otras veces, y siempre me había llamado la atención porque era muy parecido a como me imagino las calles...