Empezaremos con una pregunta: ¿Cuántos vehículos conocéis que podáis regular la suspensión a vuestro gusto? Pocos, muy pocos y los que lo llevan, o son de alta gama o modelos deportivos. Sin embargo, en los vehículos de dos ruedas es algo común. Tanto que incluso una...