La GRSP alerta de los peligros de invertir menos en seguridad vial durante el covid-19

Jose Ramon Martinez Fondon

29 junio, 2020

La Global Road Safety Partnership (GRSP), a la que pertenecen Fundación MAPFRE y Michelin Corporate Foundation, piden a las autoridades viales de todo el mundo no reducir la inversión en seguridad vial después de la pandemia. Esta organización apoya a las asociaciones de seguridad vial que se dedican a realizar buenas prácticas de conducción en países y comunidades de todo el mundo. En una nota de prensa difundida recientemente, la GRSP pone el foco de atención en los nuevos retos surgidos a raíz de la crisis de la covid-19, e insta a las instituciones de todo el mundo a no «apartar la vista de la carretera».

Caída de la siniestralidad durante la alarma sanitaria

seguridad vial covid

El argumento de la GRSP para el “respiro temporal” que la pandemia de la covid-19 ha dado a la seguridad vial. Un respiro como consecuencia de las restricciones de movilidad que los gobiernos de todo el mundo han puesto a la población. Como resultado, el volumen del tráfico de vehículos ha caído en ciudades y carreteras, y por consiguiente ha descendido la siniestralidad hasta cifras históricas.

No en vano, y como ya vimos en Circula Seguro, el pasado mes de marzo fue el de menor siniestralidad vial de nuestro país desde que se tienen registros. Han sido 54 las personas fallecidas en 48 accidentes mortales, casi la mitad que el año pasado. Y el director del Área de Prevención y Seguridad Vial de la Fundación MAPFRE, Jesús Monclús, destaca un descenso interanual de la siniestralidad del 69% entre los días 16 de marzo y 23 de abril.

Durante la celebración de la Semana Santa, que siempre pone en jaque a las fuerzas de seguridad, la tónica ha sido similar, pero con matices. Perdieron la vida 13 personas, mientras que en 2019 fueron 27 las víctimas mortales en carretera y en 2018 se llegó hasta los 30 fallecidos. Supone un descenso de la mortalidad de un 52%, pero que se siente insuficiente teniendo en cuenta que los desplazamientos han sido un 86% menos.

Fundación MAPFRE y Michelin Foundation piden no reducir la inversión en las carreteras

seguridad vial covid

Eso es precisamente lo que la  GRSP teme, que las menores cifras de siniestralidad resulten equívocas y creen una falsa sensación de mejoría. O peor aún, que sirva de excusa a las administraciones y entidades privadas para congelar o reducir las inversiones en seguridad vial. Este año 2020 termina el Decenio de Acción para la Seguridad Vial, de las Naciones Unidas, y aunque se han extraído algunas conclusiones positivas, todavía son (y aumentando) 1,4 millones los fallecidos al año en todo el mundo.

Y podría llover sobre mojado, porque las consecuencias socio-económicas de la crisis de la covid-19 podría empeorar la situación en las carreteras. La GRSP apunta a que muchas empresas de transporte o logística podrían verse presionadas a reducir sus costes operativos, descuidando el mantenimiento de sus vehículos o la capacitación de sus conductores. Las dificultades laborales generalizadas (el incremento del paro, los ERTEs…) también podrían influir en el conductor particular, con accidentes causados por un mayor nivel de estrés o distracciones.

También hemos visto en este artículo que la vuelta a la “nueva normalidad” ha tenido algunos efectos imprevisibles. Por un lado, el porcentaje de conductores que han optado por apretar más el acelerador ha aumentado un 39%. Por el otro, el número de fallecidos en accidente de motocicleta se ha duplicado tras la desescalada, respecto a los fallecidos tras el inicio del estado de alarma. El motivo podría estar relacionado con la Homeóstasis del Riesgo Subjetivo: Ante calles y carreteras más vacías, disminuye nuestra sensación de riesgo y aumentan nuestras imprudencias.

seguridad vial covid

El impacto de los accidentes de tráfico en el escenario post-Covid

Son estos motivos por los que la Global Road Safety Partnership ha lanzando su llamamiento a entidades y empresas de todo el mundo: “Don’t take your eyes off the road” (“No apartes tus ojos de la carretera”). Advierte de que es precisamente ahora cuando ha redoblar esfuerzos en la inversión en seguridad vial. Y que en caso de reducirse, podría desencadenar una crisis global que va más allá del drama de las pérdidas humanas.

En este sentido, la GRSP advierte que a la cifra de 1,4 millones de fallecidos cada año en todo el mundo, hay que sumar otros 14 millones de personas que sufren lesiones de gravedad. Bajo la fría luz de los números, tanto unos como otros suponen una serie de gastos a las arcas públicas. El informe elaborado por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social “Los accidentes de tráfico y su incidencia en el Sistema de la Seguridad Social”, los resume en una serie de partidas:

  1. Coste de servicios de emergencia: rescate, atención, traslado…
  2. Gastos médicos y sanitarios, de hospitalización y tratamiento ambulatorio.
  3. Prestación de pensiones por discapacidad, viudedad, orfandad…

Todas estas partidas supondrían un coste directo al estado español de 275 millones de euros al año. Cifra que, sin embargo, podría quedarse muy corta si tenemos en cuenta otros costes como los daños a la propiedad derivada de los desperfectos, así como la pérdida de ingresos generados por la productividad de los trabajadores que quedan lesionados. La OCDE estima que todos estos gastos suponen una factura para nuestro país de 13.000 millones de euros. Por su parte, Fundación MAPFRE nos explica en este artículo que las pérdidas generadas se comen el 2% del PIB nacional. Globalmente, este porcentaje alcanza el 6,5% del PIB mundial, lo que se traduce en 1,7 billones de dólares al año.

seguridad vial covid

Como vemos, la siniestralidad vial supone un enorme coste económico a las administraciones públicas. Coste que podría aumentarse si se produce el temido repunte de accidente que se vaticina tras el confinamiento. Y semejante carga fiscal podría resultar fatal para unas ya de por sí afectadas arcas públicas, y para los servicios sanitarios sustentados por ellas. Nada comparable con el drama humano que supondría, en conjunto, la siniestralidad vial y el colapso de los servicios de salud.

Imágenes | iStock: Patrick Daxenbichler, Sasha_Suzi, yacobchuk, Sergii Petruk, Satjawat Boontanataweepol.

--

Una iniciativa de: