Artículos etiquetados como Riesgo y conduccion

#InMyFeelingsChallenge: cuando las redes sociales ponen en riesgo la seguridad vial

#inmyfeelingschallengeInternet y, en concreto, las redes sociales se han convertido en un instrumento muy poderoso para la seguridad vial. Gracias a estas nuevas formas de comunicación e información han sido posibles campañas tan importantes como #SlowDown, #EmotionalDriving o #acontramarcha. Esta última se está convirtiendo en un gran acicate para concienciar sobre por qué a contramarcha los niños viajan más seguros.

La educación vial y las campañas de concienciación no se podrían entender fuera de estas redes. Ahora bien, su mala utilización presenta un lado oscuro y de riesgo. Este último verano hemos podido asistir a un buen ejemplo de esto con el reto #InMyFeelingsChallenge.

Leer más…

Estos son los siete factores de riesgo más frecuentes en los siniestros viales

factores-de-riesgo-siniestros-viales

El hecho de circular con nuestro vehículo implica un riesgo. El aceptar la posibilidad de sufrir un siniestro vial, por pequeña que esa sea. Sin embargo, si todos respetamos la normas y seguimos los consejos sobre seguridad vial, el nivel de riesgo al volante baja drásticamente.

Existen ciertos factores que hacen mucho más probable los siniestros. Las estadísticas demuestran que la velocidad, el consumo de alcohol y drogas, la enfermedad, el estrés, la fatiga y el sueño, son condiciones muy relacionadas con la siniestralidad. Estos son los llamados factores de riesgo:

Leer más…

Hay medidas de seguridad que aumentan los siniestros: así funciona la homeóstasis al volante

La conducción es una actividad que realizamos por inercia, casi sin darnos cuenta. Por eso a menudo perdemos la plena consciencia de los riesgos que afrontamos cuando nos ponemos al volante. Por eso, los expertos en seguridad vial señalan al factor humano como el más determinante en la seguridad vial. Y en esta carrera de fondo, entender cómo funciona la mente humana al volante es esencial para reducir la siniestralidad en las carreteras.

Leer más…

Los diez factores de riesgo que más afectan a nuestra atención en la conducción

Las distracciones mientras se conduce, según datos de la DGT, representan más del 30% de la siniestralidad vial. Nos hacen perder capacidad de respuesta y bajar la guardia cuando circulamos por un tramo conocido o monótono. Por otro lado, el estado del conductor es un factor determinante porque si tenemos sueño, fatiga o, simplemente, nos encontramos mal, es más fácil perder la concentración al volante.

Existen miles de factores que pueden influir en nuestra atención a la conducción tanto dentro como fuera del vehículo. Sin embargo, no asociamos el riesgo que supone una distracción tan bien como, por ejemplo, el riesgo que supone el alcohol o las drogas. Pues bien, a los mandos de cualquier vehículo, es necesario mantener un nivel adecuado de atención para poder controlar conductas cotidianas como estas…

Leer más…

¿Me pueden sancionar si me quedo sin combustible en la carretera?

Con la reserva_Por Christian Frausto Bernal

Parece una tontería pero estoy seguro que a más de uno le ha pasado el trance de quedarse sin gasolina o gasoil en el coche durante algún trayecto por carretera o habéis escuchado de alguien que le haya ocurrido. Conducimos con el tiempo justo, apurando al máximo hasta la última gota de combustible que queda en el depósito para no entretenernos en repostar el vehículo y cuando vemos que realmente le hace falta combustible, nos pasamos de gasolinera.

También, durante el itinerario, nos confiamos en que habrá una próxima estación de servicio sin saber los kilómetros que nos faltan, y bien, por despiste o falta de previsión no hemos visto el nivel de consumo o simplemente no calculamos los kilómetros que podemos circular con el depósito en reserva. Una circunstancia como es la inmovilización de un vehículo en una carretera, con todo lo que ello representa, y que habrá que explicar en el caso de ser requeridos por un agente de tráfico.

Leer más…

La antigüedad del vehículo influye en la seguridad vial

Renault 4

Cuando hablo de factores de riesgo, a groso modo, siempre he intentado referirme a aquellas circunstancias, influencias o condiciones bajo las cuales la probabilidad de tener un siniestro vial se incrementa sensiblemente. Luego podemos separar dichos factores de riesgo para asociarlos o incluirlos a su vez en uno de los tres principales grupos que intervienen en la producción de los siniestros viales de manera directa e interrelacionados entre sí, como son, el factor humano, el factor vía con sus condiciones climáticas y el factor vehículo.

Pues bien, por ese orden en cuanto a participación, el factor vehículo es un factor influyente a tener en cuenta por varios motivos y que pueden afectar a la seguridad vial de lleno como, por ejemplo, su antigüedad, nivel de seguridad activa y pasiva, mantenimiento y estado en que se encuentra, etcétera. Precisamente, en alguna que otra noticia de actualidad ha salido a la palestra la antigüedad del parque de vehículos con datos al menos preocupantes, ya que actualmente el 35% de coches en España tienen más de diez años.

Y digo preocupante porque si se produce un incidente vial a raíz de una deficiencia en el sistema de frenado o un reventón de neumático, ¿es influyente el factor vehículo debido a su estado o el factor humano por no haber revisado los frenos ni comprobado el neumático?

Leer más…

Arriesgando tu vida y la de tu hijo

Paseo en moto

Vamos a ponernos serios para tratar un tema bastante peliagudo que pudimos ver a principios de esta semana en Motorpasión Moto. Allí nuestro compañero Luis nos mostro la actitud completamente irresponsable de un “padre” con su hijo de tres años a lomos de una moto.

Sin embargo, lo más llamativo fueron los comentarios de ciertos lectores se echaban las manos a la cabeza y trataban de desproporcionada la sanción impuesta al padre. Con el fin de que vosotros seáis lo mas objetivos posible, no os voy a contar nada más y os dejo directamente con el video en cuestión: Leer más…

Exceso de velocidad en muchos planetas: pillado a 325 km/h

back-to-the-future1.jpg“¡Demonios Marty! ¡Cuando esto llegue a 325 km/h tendremos esa foto por fin!”. “¿Qué es un km/h, Doc!? ¿¡Doc!?”

Lo que hay que leer. Nada menos que 325 km/h de velocidad punta en una autopista con límite de velocidad 110 km/h. Si, casi el triple del límite legal. Lo peor de este caso que leemos en el Heraldo es que el infractor no fue pillado en ese momento. No señor. Por algo posterior que no ha trascendido, la policía se incautó del teléfono móvil de este fitipaldi de la vida y vio entre otras grabaciones, como la noche de autos el señor en cuestión grababa cómo la aguja del velocímetro llegaba a tan mágica cifra.

Se me ocurren tantas cosas que decir que no se por dónde empezar. Me parece grave hasta cierto punto quebrantar la ley, pero es que hay quebrantos y quebrantos. Circular a 130 km/h por una vía de 110 km/h es punible, circular a 200 km/h por el mismo lugar ya lo considero un delito, imaginad qué pienso de los 325 km/h. No se si hay algún psiquiatra en la sala, pero me encantaría saber, más allá de lo que es la sensación de velocidad y la adrenalina que se segrega (que da gustito, la verdad) qué “trabajo” cerebral hace que se corran semejantes riesgos en una carretera pública. Para grabar cómo llega la aguja al final.
Leer más…

No olvide supervitaminarse y mineralizarse

conducir.jpg
Estamos en verano y ya hemos hablado veces y veces de los desplazamientos vacacionales, de las precauciones y de no tomarse a la ligera el hecho de salir de viaje con la familia. Y siempre parece que el riesgo está ahí fuera, en la carretera, que hay que ir con mil ojos y que todo lo inimaginable nos puede pasar. En parte es un poco así, pero sin el componente de exageración que le acabo de dar a mis palabras.

Hay otro tipo de riesgos que son, al menos desde mi punto de vista, por ejemplo intentar cubrir más kilómetros de una sola tacada de los que son recomendables por el sentido común. La prisa nunca es buena consejera, peor es que si nos ponemos en el contexto vacacional, la prisa no debería aparecer en ningún caso. ¿Es que no nos llega con el resto del año? En todo caso, ya sea para un viaje de vacaciones o un viaje de trabajo, nunca es recomendable “supervitaminarse y mineralizarse”, sobre todo si se trata de estimulantes que nos prometen resistir más kilómetros sin parar, o tener mejores capacidades al volante.
Leer más…

El largo camino de la Seguridad Vial

caminolargo.jpg
Cuando nacemos y vamos creciendo poco a poco como bebés, otros guían nuestros pasos y nos enseñan lo que es el bien y el mal. Nuestros padres van inculcando en nosotros esa conciencia de las miles de normas de conducta, de seguridad y normas sociales. Es un proceso largo pero inadvertido al principio, en el que se sientan las bases de nuestro desarrollo.

Está claro que no sabemos nada de seguridad vial porque lo primero que aprendemos es a cuidar de nosotros mismos: o bien nuestros padres o bien la experiencia (“no tocar la plancha porque quema”) nos avisan de las actividades de más riesgo que nos podamos encontrar. Luego viene el momento en el que salimos solos a la calle, ya sea andando o en bicicleta. Y ahí es donde empieza a sonarnos un poco raro lo de la Seguridad Vial, porque entran en juego más actores.
Leer más…