El 71% de los profesionales del sector de la automoción es partidario del uso de neumáticos específicos durante el invierno

carretera nevada

En España, los neumáticos de invierno siguen siendo unos grandes desconocidos para la mayoría de los conductores. Y es que para la mayoría de los automóvilistas asocian estos neumáticos a la nieve. Así, muchos argumentan que en un país como el nuestro no es necesario el uso de cubiertas específicas para el invierno.

Si bien es cierto que España goza de un clima más benigno que el del norte de Europa, no lo es menos que las bajas temperaturas que se registran en nuestras carreteras durante el invierno tienen un efecto negativo sobre la elasticidad del caucho, único punto de contacto entre el vehículo y la superficie.

El neumático de invierno es para el frío, no solo para la nieve

neumáticos invierno

Y es que el neumático de invierno, aunque sea ideal para circular sobre nieve, es en realidad y sobre todo un neumático particularmente adaptado a las bajas temperaturas. En los países del norte de Europa, como Alemania o Suiza, su uso es obligatorio, desde mediados de octubre o principios de noviembre hasta la primera mitad de marzo. Y no lo son porque las carreteras y autopistas de esos países están 4 meses bajo la nieve -tienen quitanieves- sino porque las temperaturas están por debajo de los 7º C.

Como profesionales y periodistas del sector estamos muy concienciados con ello, o al menos deberíamos estarlo. Y es que un reciente estudio asegura que el 71% de los profesionales y periodistas del sector de la automoción somos partidarios del uso de neumáticos específicos durante el invierno.

De forma más concreta, el 60% opina que este tipo de neumáticos ha de emplearse en aquellas zonas de España con mayor riesgo de heladas y de precipitaciones de lluvia o nieve, mientras que el 11% considera que deben usarse en todo el país al brindar una mayor seguridad en la época invernal. En cuanto al 29% restante que opina en un país como el nuestro no son necesarios los neumáticos de invierno, no los entiendo.

¿Realmente tenemos un clima tan benigno como dicen?

Sí puedo entender que un conductor que viva en Granada o  Barcelona y que está muy concienciado con los peligros que supone subir a Sierra Nevada o a Baqueira en pleno invierno con neumáticos de verano, no equipe su coche con este tipos de gomas porque sencillamente no se le ocurriría aventurarse en esas regiones. Sin embargo, nunca se sabe si será necesario desplazarse en una zona donde las bajas temperaturas son habituales.

neumáticos invierno

En el fondo, lo que evidencia este estudio es que nos hemos creído aquello de que España es un país del Mediterráneo (lo cual no deja de ser cierto) dando a entender sólo tenemos dos estaciones: verano y primavera. Nos olvidamos muy pronto que España es el país con el relieve más accidentado de Europa después de Austria, que nuestro país tiene una inmensa superficie (superior a los 400.000 km2) con una altitud media de 650 m y con un clima descaradamente continental o que tenemos una cornisa cantábrica muy verde y húmeda, así como varias zonas de alta montaña. Finalmente, va a resultar que sólo la costa mediterránea, Canarias y buena parte de Andalucía tienen un clima realmente benigno.

Puedo entender que el tener que cambiar de juego de neumáticos una vez al año supone un coste adicional (compra y almacenamiento) que muchas personas no pueden asumir, siempre queda la opción de los neumáticos aptos para circular por todas las estaciones.

En Circula Seguro | ¿Qué son los neumáticos de invierno?

  • Alvaro

    Tampoco entiendo muy bien la moda ésta de los neumáticos de invierno en España. viviendo en zonas de montaña tiene un pase, pero en las mayoría de de regiones el invierno no es una estación con un clima invariablemente frío que permita el uso de estas gomas. Por ejemplo, yo vivo en la meseta y hay semanas en las que a lo mejor hiela un par de días y el resto tienes temperaturas que oscilan entre los 4-5ªC de la noche y los 15ºC del mediodía. se supone que los neumáticos de invierno se degradan mucho en cuanto se superan los 7ºC. Y en verano se llega a los 35-40ºC casi todos los días.
    Así que creo que lo suyo sería tener unos neumáticos para el invierno que trabajen bien hasta 15ºC o 20ºC y cambiarlos en verano por unos específicos de verano, suponiendo que uno se pueda permitir el coste (que no es poco con los tiempos que corren). Pero francamente, comprar unos neumáticos, que por lo que se ve están diseñados para el centro y norte de Europa y usarlos en España… Los fabricantes deberían desarrollar un producto específico para España si realmente quieren que tenga éxito, pero claro, eso cuesta dinero y de lo que se trata es de ganar lo máximo que se pueda gastando lo mínimo.