Se busca una vaca con miles de seguidores que supone una amenaza para el tráfico alemán

Vaca

Se nota que estamos en verano. La sensación informativa de estos días en Baviera (Alemania) es Yvonne, una vaca lechera que lleva tres meses deambulando tras escaparse de una granja situada a 60 kilómetros de Múnich. El animal ha causado ya varios choques en las carreteras secundarias de la región alemana y la Policía le ha declarado la guerra.

De hecho, y para darle una vuelta de tuerca a la historia, el último siniestro vial registrado en relación con Yvonne ha sido el sufrido por un coche patrulla, tras lo cual se ha pedido a los cazadores locales que disparen a matar, como en una de esas series juveniles malas a rabiar, sí.

Y ahora, ¿analizamos todo este circo desde el punto de vista de la seguridad vial?

No deja de ser curioso que, si nos abstraemos un poco, lo de declarar a un animal mortalmente culpable de las colisiones experimentadas por unas máquinas que se mueven gracias al ingenio del ser humano equivale a considerar que el ser humano o, mejor dicho, las cosas que crea el ser humano tienen mayores derechos que los que le corresponden a un animal que, como concepto, ya existía mucho antes que la máquina en cuestión.

Señal P-23, paso de animales domésticosSin embargo, la otra óptica nos dice que dejar que un animal campe a sus anchas por lugares en los que en cualquier momento puede pasar circulando un vehículo motorizado a una velocidad cercana a los 100 km/h es como mínimo un disparate de proporciones épicas.

De manera que no es de extrañar que los alemanes lleven desde mayo debatiéndose sobre qué hacer con la vaca Yvonne, convertida por los medios sensacionalistas teutones en una especie de “luchadora por la libertad a la que adora el público alemán”, que ya son ganas de convertir. Y es que, para más inri, la res se escapó cuando estaba a punto de ser sacrificada.

Como no podía ser de otra manera, la vaca ha despertado las simpatías de muchas personas, y por eso en Facebook hay montones de páginas dándole apoyo a Yvonne. Por su parte, el diario amarillo Bild ha ofrecido 10.000 euros por el animal para que no siga haciendo daño en las carreteras, se entiende.

¿Cuánto de interés real hay por esta cuestión y cuánto de ganas de hacer el memo con una noticia de verano como esta? Ni idea, pero da que pensar que un conflicto entre el hombre y el animal con repercusiones para la seguridad vial se convierta en una patochada precisamente en uno de esos países que tienden a mirar por encima del hombro a los demás.

Vía | La información
Foto | Kim Hansen
En Circula Seguro | Una de vacas en mitad de la carretera, Una de vacas y experiencias varias

  • escargot

    Esa vaca es como la del banner de arriba. 🙂

    Para mí son ganas indiscutibles de hacer el memo sin ninguna duda. Como si no hubieran visto una vaca en su vida.

    Pues yo las he visto a decenas.

    http://fotos.subefotos.com/b7d61b86ab8cbd68065a02786f725970o.jpg

    http://fotos.subefotos.com/e1f79133e9a50b4afd282a82e192d894o.jpg

    Las de las dos fotos me hicieron parar (nunca hago fotos en marcha). Hay que decir, y en las dos fotos se ve, que no eran carreteras de correr. Y por este tipo de carreteras me ha salido de todo ya: vacas (lo que más), perdices, gatos, un perro que se me lanzaba a perseguirme (al pasar por la casa de la primera foto, además), sapos, zorros, ratones, un burro, conejos… hasta me he encontrado alguna serpiente muerta.

    Y aparece una vaca en Alemania y… ¡oh!

    Me imagino el susto que se debe dar esta gente cuando viene a España y ve la silueta enorme del toro de Osborne. XD

    Ahora en serio… de todos estos animales que he nombrado no he atropellado a ninguno. Pero más común que encontrarme animales vivos es encontrármelos atropellados. Y me dan muchísima pena. Entonces me pregunto de qué sirven las señales de la vaca y del ciervo, de qué sirven las vallas de las autovías que en teoría mantienen a los animales alejados de la carretera para que la gente pueda correr… y con qué derecho decidimos que esa muerte es un sacrificio mínimo para llegar cinco minutos antes o por qué creemos que tenemos razón al cortarle la ruta a una manada o rebaño de lo que sea y marcarlo con una tira de asfalto.

  • danifernandez

    A no ser que la vaca/caballo/jabalí/etc. entren a trote en la calzada, no veo el peligro de que anden sueltos por la carretera, excepto porque el conductor no va como debe ir.

    Aquí en mi zona, de vez en cuando deambula algún caballo o vaca por la carretera, perros, y alguna vez me encontré con una familia de jabalíes. No son raros los comentarios del tipo “ufff, casi me la pego por culpa de un caballo”, y alguno “se la pegó” contra él.

    Pero vamos a ver, el caballo estaba parado tranquilamente, en medio o al borde de la carretera, que no trotando. Acaso cuando circulamos, ¿no vemos lo que tenemos delante? ¿Acaso no hay que tomar las curvas con la velocidad que nos permita frenar dentro de nuestra visibilidad?

    Lo que más me preocupa es: ¿qué pasa si en vez de una vaca en medio de la carretera o de la curva, ha sido un niño que se le ha soltado de la mano a su madre el que está ocupando el centro del carril?

    Y en autopista, ¿no vemos una vaca o caballo con suficiente antelación como para frenar/reducir la marcha? En eso consiste conducir, no en “tirar pa’ lante”, creo yo. Porque, en vez de una vaca, puede haber una retención tras una curva, o un accidente. Sí, por los vídeos, ya sabemos que muchos “se la pegan” contra las retenciones de coches. Ergo, no es culpa de la vaca, sino del kamikaze.

    Y para que no se nos olvide, la policía/bomberos/ambulancias, tienen ciertos privilegios, pero conducir alocadamente no es uno de ellos. De hecho, teóricamente, no pueden sobrepasar los límites de velocidad en ningún caso, ¿no?

    Saludos 🙂 (:

    • Josep Camós

      Sí que pueden, Dani. Pueden incumplir cualquier norma o precepto excepto las señales impuestas por agentes, siempre bajo su propia responsabilidad, haciendo un uso ponderado de ese poder y verificando que no ponen a nadie en riesgo.

      • danifernandez

        Interesante… Cuando estaba en la autoescuela el instructor nos contó que no podían. Nos decía que podían saltarse semáforos y realizar otros movimientos diversos, siempre con cautela, para avanzar, pero nunca sobrepasar la velocidad reglamentaria. ¿Será una normativa moderna o siempre ha sido así?

        En cualquier caso, un animal tranquilo en medio de la vía no debería ser motivo de accidente, creo yo…

        • Josep Camós

          “Siempre” es un concepto demasiado extenso, pero podría decirse que sí. Si le echamos un ojo al Artículo 67 del RGC, tenemos que:

          “Tendrán prioridad de paso sobre los demás vehículos y otros usuarios de la vía los vehículos de servicios de urgencia, públicos o privados, cuando se hallen en servicio de tal carácter. Podrán circular por encima de los límites de velocidad y estarán exentos de cumplir otras normas o señales en los casos y con las condiciones que se determinan en esta sección”

          En el artículo siguiente se especifica que pueden desobedecer las normas contenidas en los títulos II, III y IV, que hacen referencia, respectivamente, a “circulación de vehículos”, “otras normas de circulación” y “señalización”, mientras que quedan obligados a obedecer las normas del título I, que habla sobre “normas generales” (disposición de la carga, alcoholemias, etc) y las del título V, que va sobre “señales en los vehículos” (como los rotativos V-1).

          En resumen: sí que pueden, sí. 🙂

    • Biballo

      Si te encuentras de noche con una vaca negra, que se puso a cruzar la carretera como me paso a mi, o una manada de jabalís
      como le paso a la mujer de un compañero. Te aseguro que literalmente no tienes tiempo de frenar.

      Saludos.

  • s63aut

    Si es que los animales entorpecen el desarrollo, lo que hay que hacer es asfaltar la selva amazónica de una vez por todas, para que podamos llenarla de explanadas donde hacer carreras y ver hasta dónde llegan los coches. Los bosques, todos fuera, que se incendian y molestan cuando pasas con el coche, ¡¡quién quiere leche cuando puede irse en coche de un lado a otro a toda velocidad!! (las leches ya nos las daremos luego).

  • escargot

    Casi todos los animales que me he encontrado estaban a un lado de la carretera (el récord también lo tienen las vacas). Cuando estaban cruzando tuve tiempo de verlos y reaccionar sin problemas… es más, al ratón lo vi cruzar cuando estaba haciendo un stop.

    Pero hay un problema, y es que muchos de ellos se irán hacia las luces del coche en cuanto lo vean en medio de la noche, y eso hay que tenerlo en cuenta.

    Eso sí, lo tengo muy claro: el animal no es culpable. Somos nosotros realmente los que estamos invadiendo su territorio, por mucho que por nombrar y señalizar una carretera creamos que ese territorio es nuestro.

  • s63aut

    Por donde vivo son muy frecuentes los atropellos de jabalíes, los cuales causan graves estropicios en los coches, accidentes en las motos y daños evidentes a los animales.

    Parece ser que antes se podía denunciar al coto de caza o a la administración responsable de la carretera para que a uno le pagaran los daños, pero últimamente se quitan la responsabilidad de encima, sobretodo los cotos, con la excusa de que ya no pagan seguro porque les salía muy caro. Entiendo que el seguro es simplemente un responsable subsidiario de la responsabilidad que uno mismo tiene, por lo tanto, que el coto pague o no seguro debería importarle bien poco a los afectados por la responsabilidad de quien sea, vamos, que si yo perjudico a alguien con mi trabajo, si tengo seguro le pagará éste, pero si no tengo seguro deberé pagarle yo, ¿o no?, resumiendo, que tengan o no tengan seguro, el coto o la administración que tiene el mantenimiento de esa vía pública deberían pagar por los daños, eso no quiere decir que tengan una culpa directa, pero sí que son responsables de cualquier problema de la vía, ya sea aceite vertido en el asfalto o un jabalí (o vaca) suelto y poniendo en peligro a los demás, todo ello sin perjuicio de que se señalice y de que los conductores deban prestar la debida atención.

  • escargot

    Que te salga un jabalí muchas veces es consecuencia de la presencia de cazadores.

    Cuando le comentaba a la gente dónde me habían mandado a trabajar, los que conocían la zona me decían que cuidado con la carretera, que había jabalís. La gente de ese sitio iba por otra carretera distinta, claramente peor, y decía que esa carretera por la que íbamos nosotros era la de los jabalís y que por eso no iba casi nadie por ella.

    Curiosamente en todo el curso ni mis compañeros ni yo nos encontramos un solo jabalí. Perros, conejos, zorros… hasta un abuelo y un patinador. 😀 Pero jabalís ni uno.

    Eso sí, los que llevaban más tiempo decían que los jabalís salían los lunes. Los nuevos nos tomábamos a cachondeo el comentario, preguntando si esos bichos tenían un calendario o qué pasaba, y nos dijeron que los domingos había cazadores por la zona, que los jabalís huían… y al día siguiente volvían a su territorio cruzando la carretera.

    En casos así, si a alguien le sorprende un jabalí… ¿es responsabilidad de la administración que se encarga de la carretera (la DGA en este caso) o de los cazadores que han hecho desplazarse a los jabalís?