¿Qué es el ECG en el coche?

ECG Seat de Ford

ECG son las siglas por las que se conoce al electrocardiograma, que es la representación gráfica de la actividad eléctrica que tiene el corazón, obtenida con un electrocardiógrafo. Eso, aplicado a la automoción con el ECG Seat, lleva camino de permitir monitorizar el comportamiento cardiaco del conductor y evitar problemas viales derivados de enfermedades cardiacas.

Las afecciones cardiacas son un problema en crecimiento en la Unión Europea, se calcula que los conductores con enfermedades cardiovasculares tienen un 23 % más de probabilidades de estar involucrados en un siniestro vial, y que ese porcentaje se eleva hasta el 52 % en conductores con angina de pecho, que es el dolor pectoral que acompaña a la falta de oxígeno en las células del músculo del corazón. En ese contexto, el ECG Seat es una herramienta de monitorización preventiva.

Comoquiera que las estadísticas hablan de un 40 % de la mortalidad achacable a las enfermedades cardiacas en la UE en el año 2008 y que ese mismo porcentaje se estima que será la parte de la población que sufrirá de alta presión arterial en 2025, el ECG Seat lleva ya recorridos unos años de investigación para, quizá, pasar a formar parte de los coches en un futuro no muy lejano.

ECG Seat de Ford

¿Cómo funciona el ECG Seat?

El asiento de monitorización cardiaca funciona de manera muy parecida a un ECG tradicional, aunque aquí los sensores, ubicados en el respaldo del asiento, no contactan directamente con el cuerpo del conductor sino que leen los impulsos eléctricos del corazón a través de la ropa. Así, aprovechan la posición natural del conductor para obtener una toma de datos de su ritmo cardiaco. Por ahora, las pruebas realizadas muestran una compatibilidad entre usuarios y el ECG Seat del 95 %.

De un lado, la lectura de los datos aportados por el ECG Seat puede informar al médico sobre un ritmo cardíaco anormalmente alto o bajo en el conductor, también sobre impulsos del corazón que alertan sobre su estado o sobre un ataque cardiaco posible o pasado, dan cuenta de una alta tensión sanguínea y también de las condiciones en otros sistemas del cuerpo, incluyendo los pulmones, o de unos niveles de electrolitos sanguíneos desequilibrados.

ECG Seat de Ford

Estos datos podrían transmitirse a los médicos incluso a través del teléfono móvil del conductor, de manera que sería posible detectar la presencia de un conductor en condiciones cardiacas incompatibles con la conducción antes de que sucediera el siniestro vial. En paralelo, se podría recomendar al conductor el abandono de la carretera, de forma cuidadosa para no empeorar la situación.

Además, ya se contempla la conectividad del ECG Seat con los sistemas de aviso eCall que permiten una rápida asistencia médica en el lugar donde se encuentra el usuario. Todo el desarrollo de la monitorización cardiaca está actualmente en proceso, y es más que posible que se incorpore a los vehículos en los próximos años de forma similar a otros sistemas de ayuda a la conducción.

Diccionario de sistemas de seguridad del automóvil

ECG Seat

Asiento que permite monitorizar el comportamiento cardiaco del conductor e intervenir en episodios críticos antes de que sobrevenga un siniestro vial.

También denominado:

Asiento de monitorización cardiaca

Relacionado con:

eCall

Inventor / Año:

Ford / 2011

.

En Circula Seguro | ¿Qué es el dispositivo de estacionamiento automático?, Glosario de sistemas de seguridad del vehículo