La DGT no piensa en prohibir fumar en el coche, pero el Ministerio de Sanidad sí

Prohibir fumar en el cocheEl actual equipo de la DGT ha puesto sobre la mesa en el último año una hoja de ruta con diferentes reformas legislativas. Algunas de ellas, como la reducción de los límites de velocidad máximos en carreteras convencionales, se han materializado. Otras siguen en el aire, pendientes del necesario impulso normativo. De entre todas esas propuestas, la DGT no contempla prohibir fumar en los vehículos, al menos de momento.

Ahora bien, otro departamento ministerial sí que ha manifestado su intención de actualizar la regulación de este asunto. Se trata del Ministerio de Sanidad. Así lo señalaba hace pocas semanas su máxima responsable, María Luisa Carcedo:

Lo de los vehículos está, entre otras muchas medidas, por lo que seguiremos hablando en el futuro cuando haya líneas en el conjunto de la UE.

Es decir, que se está contemplando prohibir fumar en el interior de los vehículos una vez que la Unión Europea legisle al respecto. El director de la DGT, Pere Navarro, salía al paso de las intenciones del Ministerio de Sanidad para recalcar dos puntos. El primero es que es una medida que le encanta. Sin embargo, no forma parte de la agenda de la DGT por el segundo de los puntos:

No nos sentiríamos cómodos con la imagen de la Guardia Civil persiguiendo fumadores.

Esto no pone en duda, según lo declarado por Navarro, los riesgos asociados a fumar mientas se conduce, que están cada vez más en el centro del debate público. La prohibición también podría llegar por regiones. Y es que la Conselleria de Salud de Cataluña se ha adelantado y ya trabaja en una norma para impedir fumar al volante, tanto si se viaja con niños como si no.

Prohibir fumar en el coche: estos países lo han hecho ya

Prohibir fumar en el cocheLos países que ya han impulsado una legislación similar no son muchos en su conjunto. Sin embargo, sirven de referencia para arrastrar a otros. Ya han pasado varios años desde que Sudáfrica, Australia o Chipre lo hicieran. La isla europea no es el único punto del continente donde está prohibido fumar a bordo.

También lo está en Grecia, Francia, Reino Unido e Irlanda. En los dos últimos casos la condición para no fumar es que haya niños. La sanción y posterior multa varía mucho en ambos. Mientras que en Reino Unido ascienden al equivalente de 64 euros, en Irlanda esa cantidad se puede incrementar hasta los 1.000 euros. En estos lugares, el control se realiza, no solo por agentes de seguridad, sino también a través de cámaras. Fuera de Europa, aparte de los dos países mencionados, encontramos una regulación similar en algunos estados de Estados Unidos y regiones de Canadá.

Prohibir fumar en el coche se encuentra también en la agenda de la Organización Mundial de la Salud (OMS). En 2015 el ente internacional publicaba una hoja de ruta para reducir el consumo de tabaco y proteger a los menores. Dentro de esa estrategia se incluían espacios libres de humo en el interior de los coches, al mismo nivel que para colegios, centros públicos e incluso domicilios particulares.

Los riesgos de fumar al volante

Las prioridades sanitarias y de seguridad vial contrastan en este asunto con la limitación de la libertad dentro del vehículo. Sea como sea, cada vez existen una mayor concienciación, sobre todo en torno a la protección de la salud infantil. Algunos estudios muestran como ocho de cada diez personas ya se muestran partidarias de este tipo de prohibiciones si hay niños en el vehículo.

Prohibir fumar en el cocheEn lo que respecta a la seguridad vial, los efectos de fumar al volante son una fuente de distracciones. El sencillo gesto de encender un cigarrillo hace que dejemos de coger el volante con seguridad algo más de 4 segundos. A 100 km/h supone recorrer 110 metros sin capacidad suficiente de reacción. Este no es único riesgo derivado. Y es que, en gran cantidad de ocasiones, acciones como buscar el paquete, encender un pitillo o liberar la ceniza del mismo llevan a apartar la vista de la carretera.

Aunque la legislación española no prohíbe fumar, sí que exige a los conductores a mantener una actitud de atención permanente (salvo en las excepciones reguladas), según recogen los artículos 3 y 18 del Reglamento General de Circulación, que ya hemos analizado en Circula Seguro.

El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía.

Así comienza el mencionado artículo 18. En cualquier caso, parece que en España avanzamos de forma progresiva hacia un cambio normativa del estilo de los países que ya prohíben fumar en el coche, empezando por cuando se viaja con niños. Es un tema que cada vez preocupa más a los profesionales de la sanidad en España. De ahí que la medida pueda llegar rubricada por parte de las autoridades encargadas de preservar la salud.

En Circula Seguro | Los diez factores de riesgo que más afectan a nuestra atención en la conducción

Imágenes | iStock/Rosengaard, iStock/aerogondo e iStock/Vitalij Sova