Qué relación hay entre anchura del neumático y la seguridad en conducción

Hay ciertos momentos en la vida de un coche en los que el propietario tiene la oportunidad de elegir entre varias medidas del neumático a instalar, especialmente cuando se compra nuevo. A pesar de ser las ruedas un importante elemento mecánico y de seguridad, se suele dejar a criterio meramente estético su configuración sin tenerse en cuenta en muchos casos la influencia que va a tener en el confort, el consumo o incluso la seguridad a lo largo de toda la vida del vehículo. Hay situaciones en las que un neumático más ancho no implica necesariamente mayor seguridad e incluso puede originar una merma como analizamos a continuación.

deportivo

La adherencia es control

La adherencia es la fuerza que mantiene la goma del neumático pegada al piso y que no le permite deslizar de manera notable, manteniendo el vehículo estable y obediente en todos los requerimientos del conductor: aceleración, frenada, giros y mantenimiento de la trayectoria recta.

Está claro que la adherencia interesa que sea lo mayor posible en casi todas las situaciones. Los factores principales que hacen aumentar la adherencia de un vehículo son la cantidad de goma en contacto con el suelo, que ésta no esté envejecida, un asfalto limpio y que las presiones de aire de los neumáticos sean las correctas.

El hecho de que mayor cantidad de goma en contacto con el suelo aumente la adherencia tiene como consecuencia que en principio cuanto más ancho sea un neumático, mejor. Esto es así dentro de unos límites y bajo unas condiciones buenas en la calzada pero, hay algunas situaciones en las que se produce el efecto contrario, como veremos a continuación, disminuyéndose la cantidad de goma en contacto con el suelo precisamente por ser el neumático más ancho. Además, conviene tener en cuenta otras desventajas que puede tener el hecho de montar neumáticos demasiado anchos.

La estética y la técnica enfrentadas

Una de las elecciones técnicas más importantes para el comprador de un coche nuevo, por la variedad de opciones y por lo que va a influir a lo largo de la vida del coche, es la que tiene lugar a la hora de escoger entre los tres tamaños de llanta que se suelen ofertar con muchos modelos.

La tendencia estética del momento es a montar llantas y neumáticos de mayores dimensiones de lo que técnicamente es necesario, hecho que se debe posiblemente al deseo de conseguir una imagen de coche más potente y deportivo de lo que realmente se está comprando. Prueba de ello, es que junto con las motorizaciones más modestas de modelos de carácter tranquilo, se pueden montar como opción las mismas ruedas que la variante más deportiva del mismo modelo, pudiendo superar el doble de potencia del modelo básico. Incluso se dan situaciones insólitas, especialmente en las marcas más populares, con el hecho de que son de obligada instalación llantas y neumáticos deportivos con algunos paquetes de opciones de equipamiento de confort, que nada tienen que ver con la deportividad ,sin que los clientes sean convenientemente informados de las consecuencias.

Y es que las llantas de mayor diámetro necesitan montar neumáticos con flancos más bajos, menos cantidad de goma lateral,  dando como resultado una rueda más rígida y, además, tienden a montarse con neumáticos de mayor anchura. Esto da lugar a que muchas unidades con destino claro a uso familiar tranquilo, se vendan con una configuración de ruedas más adaptadas a su uso en circuitos de competición que a llevar a los hijos al colegio a diario y hacer viajes largos en vacaciones.

Ventajas e inconvenientes de unas ruedas deportivas

En general podemos decir que una configuración de rueda con neumático ancho y llanta de gran diámetro, tiene mejor adherencia en asfalto seco, limpio y liso, consiguiendo distancias de detención algo menores en frenadas a tope, mayor velocidad máxima de paso por curva y un obediencia más inmediata y precisa a los requerimientos del volante, o sea, una sensación más “racing” para el conductor y una ventaja en ciertas situaciones de peligro como una esquiva al límite.

En cuanto a seguridad, como desventajas de montar el neumático más ancho y llanta de mayor diámetro (pulgadas) con respecto a la configuración de serie, tenemos mayor probabilidad de pérdida de control del vehículo con asfalto mojado por el efecto aquaplaning, dado que el neumático más ancho necesita desalojar más cantidad de aguaTambién hay que señalar la peor adherencia en carretera muy bacheada, dando lugar a un comportamiento más nervioso e impredecible, con pequeños rebotes o saltitos laterales especialmente en el eje trasero de modelos medianos y pequeños. En ambos casos, asfalto mojado y asfalto irregular, es mejor tener menos goma sobre el asfalto pero más presionada, es decir neumáticos más estrechos, dado que se amoldan mejor a las irregularidades del piso y realizan un desalojo de agua más eficaz en caso de lluvia.

Otro aspecto negativo en cuanto a seguridad, del uso de neumáticos de talante deportivo, es que da lugar a ruedas de comportamiento más rígido y por ello menos progresivo, es decir, el neumático avisa menos al conductor de que está llegando al límite de adherencia en curva y la pierden más repentinamente, siendo por ello más difícil de controlar el coche una vez iniciado un deslizamiento.

Otras desventajas de montar neumáticos más anchos de lo necesario es el aumento de consumo por su mayores resistencias de rodadura y aerodinámica, y la pérdida de algo de confort en asfalto bacheado, al ser generalmente neumáticos más rígidos a la hora de absorber las irregularidades. No ahondaremos en estos temas por quedar fuera del objeto del artículo.

En caso de decidir cambiar de medidas de neumático, recordemos que las medidas permitidas se especifican en la ficha de la ITV y que está prohibido salirse de ellas, salvo si son medidas equivalentes. Lo mejor es consultar a talleres especializados.

Quizá no tenga sentido que por simple razón estética un vehículo de potencia limitada y uso familiar esté cargando toda su vida con un neumático muy bonito pero que puede disminuir la seguridad en carreteras muy mojadas, precisamente una situación en la que el riesgo de accidente aumenta.

Imágenes | iStock IPGGutenbergUKLtd budgetstockphoto

En CirculaSeguro | Cómo leer un neumático