Los faros de xenón, seguridad en la oscuridad

Comparativa xenón-halógenas

Conducir de noche es algo que no agrada demasiado a la mayoría de conductores. Es frecuente encontrarse con tramos de carreteras con una iluminación deficiente, por no hablar de otros en los que *la iluminación es directamente inexistente*. Es en estas situaciones cuando disponer de un buen sistema de alumbrado en el coche se torna primordial.

Según un estudio publicado por especialistas alemanes, *la mayor luminosidad de los faros de xenón puede prevenir un buen número de accidentes nocturnos*. Considerando que el número de accidentes con víctimas de noche duplica al de los diurnos, no debe quitársele importancia a un aspecto tan decisivo en nuestra seguridad.

Concretamente, el estudio asegura que si todos los coches matriculados en Alemania dispusieran de faros de xenón en lugar de los convencionales con lámparas halógenas, *el número de accidentes nocturnos podría reducirse en un 50% anualmente*, y en más de un 30% en autopistas.

Los científicos han demostrado que con los faros de xenón se logra un **nivel de visibilidad nocturna en las curvas muy similar a la que el ojo humano percibe a plena luz del día*. Sin ir más lejos, el alcance de los faros de xenón es de 36 metros de campo de visión, contra los 24 del alumbrado convencional.

Sin duda, hay que cambiar el chip y empezar a considerar el alumbrado como un elemento importantísimo de seguridad activa.

Vía | Diario Metro
Foto | Metasystem

  • Que se lo digan a los de la ITV.

  • aumenta la visibilidad si…. sobre todo al que viene de frente y que deja totalmente cegado….k la gente va como si estuvieran cazando conejos con el coche