La seguridad vial es una cuestión de salud pública

Pesquisador

La FUNDACIÓN MAPFRE ha realizado un estudio con la colaboración de más de 200 profesionales de la medicina y expertos en seguridad vial. Dicho estudio, dentro del programa “Médicos por la Seguridad Vial”, pone de manifiesto que el colectivo médico está muy concenciado con el problema de los accidentes de tráfico y sus consecuencias.

Estos profesionales creen en un abrumador 97,7% que *la salud del conductor es un factor más importante de cara a la seguridad que el estado de las carreteras o su grado de respeto por las normas de circulación*. Es decir, si cuidamos nuestra salud, estamos previniendo de forma activa el sufrir un accidente de tráfico.

Los médicos, que están más concienciados sobre esta materia que hace tres años, *creen que hay que aconsejar el paciente en caso de que presente riesgos* a la hora de conducir o incluso al ser un peatón. La seguridad vial es un problema de salud pública, *más importante que el tabaco, la diabetes, cáncer o el SIDA*. Por detrás están las enfermedades cardiovasculares, drogas y alcohol.

Por otra parte, los pacientes *sólo solicitan consejos al respecto a sus médicos el 31% de las veces*, ya que no existe la creencia generalizada de que exista una relación tan directa entre una cosa y la otra. Expertos y médicos concluyen que el trabajo de los profesionales de la medicina también es el de ser prescriptor de seguridad vial.

Producto de esas recomendaciones, la FUNDACIÓN MAPFRE pondrá en marcha el primer curso _online_ acreditado de salud y seguridad vial dirigido a médicos y abogará por incluir en la carrera de Medicina la asignatura de “Salud y Seguridad Vial” para los nuevos aspirantes, además de fomentar la colaboración con sociedades científicas y hospitales.

Fotografía | “Iara Paula”:http://www.flickr.com/photos/iarapaulafisio/2095557112 (Flickr)
Fuente | *Fundación MAPFRE*