La formación en Seguridad Vial laboral, conocida por sólo un 12 % de los trabajadores

Transporte de mercancías

Hace unos días, os transmitíamos la invitación de asistir al Seminario Internacional PRAISE sobre Seguridad Vial en el trabajo, y ahora reiteramos el interés de este tipo de ciclos formativos para acabar con un problema que hemos conocido gracias a un estudio desarrollado por la CNAE y Fesvial: sólo el 12% de los trabajadores afirma haber recibido formación en la empresa sobre seguridad vial laboral.

Si tenemos en cuenta que en 2010 el 35 % de la siniestralidad laboral mortal se debió a causas del tráfico, con un 67 % de los casos como siniestros in itinere y el 33 % restante como siniestros in misión, no hay duda de que estamos ante un problema de riesgo vial que tiene buena parte de su base en la falta de formación y concienciación de los trabajadores.

Pongamos las cosas en su contexto. El descenso en las cifras de mortalidad vial durante los últimos años es un hecho evidente, y ese descenso es un logro de toda la sociedad. También las empresas van integrando la seguridad vial como parte de sus acciones formativas en el ámbito de la prevención de riesgos laborales.

Siniestro vial laboral

Sin embargo, aún hoy uno de cada tres siniestros laborales mortales se producen por causas que tienen que ver con el tráfico. Por eso, este es un objetivo prioritario para reducir al máximo la influencia del tráfico en esta parcela de la seguridad laboral. Los trabajadores muestran una gran sensibilidad ante la siniestralidad vial, que es un problema importante para el 90 %. Además, el 60 % de los trabajadores piensan que los desplazamientos en vehículo privado conllevan el riesgo de sufrir un siniestro.

Es decir, hay preocupación y sensibilización entre los trabajadores. El escenario es óptimo para lograr una adecuada prevención. Según dos de cada tres trabajadores, la implicación de las empresas en la seguridad vial de sus empleados contribuiría a evitar que se produjeran tantos siniestros viales laborales.

Entre las acciones que las empresas pueden llevar a cabo para prevenir estos accidentes, según los trabajadores, predomina una clara preferencia por la formación y la información. Un 70 % piensa que las empresas deberían introducir la seguridad vial en sus planes de prevención y tratarla como una parte más de la seguridad laboral, y más de la mitad opina que los profesores de formación vial serían una buena opción para impartir formación de seguridad vial en las empresas.

Sin embargo, sólo un 12 % de los trabajadores reconocen haber sido formados en este sentido, principalmente sobre temas de velocidad y distracciones al volante por ser estos los principales factores concurrentes en la siniestralidad vial. Un 75 % de los trabajadores que recibieron la formación quedaron satisfechos o muy satisfechos, y consideran las clases útiles y prácticas en un porcentaje similar.

Con todo, los temas que mayor interés suscitan entre los trabajadores a la hora de recibir información y formación de seguridad vial laboral por parte de sus empresas son la conducción eficiente y la normativa vigente. Otros asuntos a considerar son los consejos básicos, el estrés, la fatiga y los neumáticos.

Quizá en términos relativos las cifras de mortalidad vial asociadas al entorno de la empresa no sean tan elevadas como se pueden encontrar en otros escenarios, pero si estamos de acuerdo en que una sola muerte al volante es absurda, reconoceremos que la prevención en materia de Seguridad Vial laboral es una tarea que compete a todos: desde las administraciones hasta las empresas pasando de manera ineludible por los propios trabajadores.

Vía | Fesvial
Vídeo | PublicistaEl
En Circula Seguro | Seminario Internacional PRAISE, seguridad vial enfocada a empresas, ¿Cuándo se considera que un siniestro vial es, además, un siniestro laboral ‘in itinere’?

  • 51914

    La seguridad laboral en todos los sectores es bastante pesima en España ya sea por falta de formación o por no darle importancia. Si no se asusta con sanciones no se siguen las normas

  • pepserra

    No olvidemos Josep, (lo veo en la praxis diaria), que parte de esos accidentes o siniestros in itinere son fruto de una deplorable gestion de la incapacidad vial a la cual no da respuesta nuestro sistema sanitario, ya hipertrofiado por otras patologias.
    Yo formo parte de la publica y he contemplado miles de veces como trabajadores transportistas autonomos puro o no viven con suma angustia la espera de una prueba que confirme la existencia de un sindrome de apnea sueño(causa no despreciable de siniestralidad vial).
    La mayor parte de ellos tienen lista que hasta hoy pueden llegar al año de espera.
    El remedio??? un dispositivo CPAP(que abre la via resp en descanso).
    Efecto?? mejora notable…

    Da angustia ver como medico este panorama delante tuyo cada 2×3.
    La decision delegada al paciente -trabajador, con poca proteccion laboral(despido), respecto a no conducir versus la necesidad de diagnostico y terapia.
    Mientras, con todos mis respetos, en estos momentos de crisis hay pacientes cuya prueba podria pasa por detras de estas personas laboralmente activas y a riesgo de conducir de forma “ilegal” pero “legitima”.
    El hambre aprieta …

    • s63aut

      La inestabilidad laboral y los contratos precarios siempre han sido motivo de accidentes laborales, incluidos los de tráfico; muchos transportistas son falsos autónomos, tienen que hacer el trabajo o no cobran nada, día que vas, día que cobras, si repartes más, cobras más, y así no se puede pedir que vayan con cuidado, que aparquen en lugares seguros, etc.; un vecino mío que eran transportista de esos había atropellado a varias personas por ir con prisas a todas partes, incluso llegó a trabajar con un brazo enyesado, ya no es sólo su seguridad, sino la de los demás.

      Lo ilegítimo es que el patrón se valga del trabajo de otros de esa manera y que incluso el Estado legalice cosas tan absurdas como la figura del trabajador autónomo dependiente, toda una contradicción en sí misma.

  • escargot

    Y, mientras, en el mundo docente…

    – En la Universidad no te enseñan ni a hacer la rueda (equivalente con doble sentido de “ni a hacer el huevo”).

    – Puntos para Oposiciones, interinidades y concursos de traslados: para darte puntos todos están muy listos: sindicatos, CPRs (los que queden, se los van a cepillar a todos)… que ofrecen cursos de todo tipo y ninguno sobre esto.

    – No hay asignatura de Educación Vial. Y para una en la que se ve que trataban un poco el tema (Ciudadanía), otra cosa más que se van a cargar.

    En este curso 9 profes de mi instituto hemos tenido que rellenar el parte de accidente.

    • pepserra

      Si lamentable…
      y lo mas bueno es que ideas para mejorar este tema no faltan

      Yo tengo muchas y ponderadas

  • s63aut

    En el organismo público en el que trabajo, a veces he comentado con los responsables de prevención de riesgos que no se tiene en cuenta para nada la seguridad en los desplazamientos, sean en coche, moto, bicicleta, autobús o, simplemente, caminando, no creo que unas charlas sobre el tema estuvieran de más, pero si no entran en los objetivos a cumplir, nadie mueve un dedo por ello.

    Tenemos pocos compañeros que deban utilizar vehículos como medio de su trabajo, algunos que visitan a ciudadanos deben poner sus coches y, si tienen un percance (cosa que alguna vez ha sucedido), se les dice que para eso les pagan la gasolina, que es problema suyo.

    Antes había un conductor con una furgoneta de la entidad, pero cuando cambió de puesto de trabajo se le encomendó ese trabajo a personal subcontratado (teóricamente de “mantenimiento”), al cual incluso se le hace rotar en el uso de la furgoneta a fin de que ninguno de ellos pueda tener la categoría de conductor, ni la formación, ni las medidas de protección que ello implicaría.

  • archienemigo

    “La formación en Seguridad Vial laboral, conocida por sólo un 12 % de los trabajadores”.
    Para prevenir los accidentes in itinere y los accidentes en misión se han mostrado eficaces medidas para agilizar al máximo / desbloquear los concursos de traslados de trabajadores obligados a hacer hasta centenas de kilómetros cada día atrapados en concursos de traslado burocráticos con años de demora hasta su resolución.
    También se ha mostrado eficaz el valorar positivamente la cercanía del domicilio del candidato a incorporase a un puesto de trabajo al puesto de trabajo que deberá ocupar.

    Pero: ¿un cursillo de formación vial?’
    “La formación en Seguridad Vial laboral, conocida por sólo un 12 % de los trabajadores”
    No entiendo su sentido. El titular parece lamentarse de “solo” haber alcanzado un 12% de un objetivo teórico del 100%.
    ¿Es que a los trabajadores conductores se les dió en el autoescuela una formación incompleta, que es necesario parchear posteriormente con el cursillo para salvarlos de un riesgo cierto?
    tipo: “Título: Ya vamos en marcha. ¿cómo parar?. El freno, ¡qué gran invento!”
    Lo digo porque si los conductores salen ya bien formados en teórico, el contenido de ésta formación ya era conocido por los trabajadores conductores. Haber llegado hasta un 12% en un curso que no necesitaban me parece muchísimo, incluso si me han sumado aquí la formación de carretilleros, operadores de puente grúa, grúa autopropulsada y hasta maquinistas de ferrocarril. Si no es por incentivos de desgravación fiscal no entiendo cómo se han podido convencer a los empresarios de invertir esfuerzo en forma de dinero y tiempo en esto. ¿Qué habrán pensado si los resultados posteriores no han acompañado?.
    Muchos opinamos que los recursos económicos y humanos de prevención de accidentes viales deben priorizarse en medidas organizativas que atacan la causa, en vez de conformarnos con dar cursillos de repaso.
    Es mi opinión.
    Saludos a todos.