La edad de tu vehículo, clave en un accidente

edad vehiculo

Once años de media alcanza el parque automovilístico español, una edad bastante avanzada para nuestros vehículos, que nos sitúa como uno de los países más en la cola en comparación con el resto de Europa. Pero lo más comprometido de este dato es su importante influencia en términos de seguridad vial. Esta circunstancia no sólo nos afecta en cuestiones medioambientales, como con la emisión de gases contaminantes o el excesivo consumo de combustible, el desgaste de los vehículos con el tiempo y el estancamiento en materia de seguridad traen consigo numerosas consecuencias: un coche antiguo es menos seguro y puede provocar lesiones de mayor gravedad.

El parque automovilístico continúa envejeciendo

Desde que dio comienzo la enorme crisis económica en 2007 los accidentes con víctimas han aumentado, curiosamente y en gran medida, en vehículos que superaban los 15 años de edad (hasta en un 78%). Un dato que pudiera resultar aislado si no se tuviera en cuenta que, por su parte, los vehículos nuevos o menores de cuatro años parecen ofrecer mayor seguridad, viendo reducidos sus índices de accidentalidad en un 43%.

Parece, por lo tanto, muy necesaria la implementación de medidas a nivel estatal para establecer la obligatoriedad de incorporar equipamiento de seguridad de serie en todos los vehículos: algunos que debieran ser indispensables como el ABS, el ESP o el sistema de llamada de emergencia eCall. De esta manera, a lo largo de la última década, los gobiernos han fomentado también la compra de vehículos nuevos con subvenciones como el plan PIVE, que ya ha alcanzado su octava edición.

edad vehiculo

Aunque un vehículo nuevo no puede garantizar la seguridad total y absoluta, siempre resulta más conveniente dado que su diseño en aspectos de seguridad ha evolucionado positivamente. Las pruebas de impacto demuestran que las posibilidades de sobrevivir aumentan en un vehículo más moderno.

A mayor edad, mayor gravedad

Este es el dato que más nos ha llamado la atención. Sin duda, la antigüedad del vehículo no guarda relación con la frecuencia de los siniestros pero, en cambio, sí encontramos relación con la gravedad de las lesiones que se producen en ellos. El envejecimiento del coche afecta a la seguridad vial y el riesgo de fallecer en un coche de más de 15 años supera casi en el doble a uno nuevo como demuestran las estadísticas. Aunque no disponemos de los datos más recientes, hasta 2014 el parque automovilístico a envejecido casi 4 puntos porcentuales y, con ello ha aumentado también la proporción de fallecidos en coches viejos, mientras los nuevos y seminuevos han visto mejorar sus porcentajes.

edad vehiculo

Infografía de la Dirección General de Tráfico

Un coche nuevo podría reducir la distancia de frenado en comparación con uno antiguo o en mal estado en hasta seis metros a 70 km/h, es decir, se reduciría esta distancia prácticamente a la mitad. Además, conviene destacar que los propietarios de los coches antiguos suelen ser o personas jóvenes entre 18 y 25 años que disfrutan de su primera experiencia al volante; o personas mayores que conservan su vehículo por comodidad y cierto miedo al cambio. Estos dos grupos sociales están comprendidos dentro del conjunto de conductores vulnerables, por un lado por su inexperiencia y, por el otro, por la merma de capacidades de conducción como consecuencia de la edad.

El 60% de los accidentes con víctimas en coche antiguo suceden en carretera, sobre todo convencional, y normalmente se producen como consecuencia de una distracción al volante en viajes de ocio. Las colisiones en marcha y las salidas de vía son muy habituales, como consecuencia del error humano, pero también más frecuentes a medida que aumenta la edad del vehículo. Los vehículos más recientes tienen esto muy en cuenta y protegen principalmente las zonas más susceptibles de lesión como cuello y cabeza.

Buen mantenimiento y equipamiento de serie, nuestros aliados

edad vehiculo

Con todo ello, ¿qué papel jugamos nosotros como conductores? Está claro que renovar el coche en favor de uno más seguro es un esfuerzo económico importante que no todo el mundo puede sacrificar, aunque como decimos, es lo más recomendable si se prioriza la propia seguridad. En cualquier caso, disponer de un correcto mantenimiento, independientemente de su edad, será clave.

Cada día los coches incorporan nuevos sistemas que aumentan su seguridad, pero esto no supone directamente que estos sean más seguros, pues el papel del conductor responsable y consciente al volante resulta esencial. Para que nuestro vehículo tampoco suponga ningún problema, resulta imprescindible que dispongamos de una buena revisión de forma habitual. Concienciarnos de su importancia puede ser determinante en un siniestro para conservar o perder la vida. Debemos revisar periódicamente el estado de los frenos (pastillas, consistencia del líquido, etc), sin descuidar elementos tan importantes como los amortiguadores y los neumáticos.

En cualquier caso, resulta conveniente entrar a valorar las ventajas de los vehículos nuevos que, además de ser son más ecológicos, ahorrando combustible y contaminando menos, también resultan más seguros, gracias a los avances tecnológicos que incorporan. Prevención, mantenimiento y conducción segura para alcanzar el Objetivo CERO víctimas de tráfico.

En Circula Seguro | Coche antiguo vs coche nuevo: este vídeo compara cómo quedan tras un accidente

En Circula Seguro | La relación entre el riesgo de accidente y la antigüedad del coche

Imágenes | DGT iStock rvimages Sergodef ti-ja