Florida quiere ser el paraíso del coche autónomo y los autoriza en sus carreteras

normativa coche autonomoLa conducción autónoma y todas sus tecnologías asociadas prometen llevar la seguridad vial a una nueva era en la que los accidentes sean una excepción. El sueño está cerca de convertirse en realidad durante las próximas décadas. Sin embargo, implica tomar una serie de pasos, nada sencillos, que introduzcan con garantías de seguridad suficiente a este tipo de vehículos. Entre estos está el de establecer un marco legal que solvente los múltiples conflictos que la conducción autónoma presenta. Pues bien, en Florida, Estados Unidos, se han adelantado a legalizar el coche autónomo.

El caso del estado de Florida resulta inédito y pasará a la historia como el primer punto del planeta en el que una norma permitió la circulación de vehículos 100% autónomos sin intervención humana. Hasta el momento, ya existen varios países con una hoja de ruta legislativa más o menos calculada. Ahora bien, lo ocurrido en Florida ha roto esquemas. De hecho, muchos ven la nueva norma como un guiño para los fabricantes que apuestan por esta tecnología experimenten en las carreteras de ese estado.

¿Cómo ha legalizado Florida la conducción autónoma?

Según se puede leer en la nueva ley rubricada por el Gobernador del Estado, Ron DeSantis, un vehículo 100% autónomo puede operar en el territorio de Florida independientemente de si un humano está presente o no. Las repercusiones de esto atraen incertidumbre. Y es que, interpretado al pie de la letra, la norma propicia la circulación de vehículos pertenecientes al último y definitivo de los niveles del coche autónomo.

normativa coche autonomoHasta el momento, otras regiones habían permitido pruebas concretas y con ciertos requisitos. Sin embargo, hasta ahora no era legal conducir mediante la aplicación de esta tecnología en condiciones de tráfico abierto. Además, la nuevas ley estatal de Florida otorga un trato particular a los vehículos «sin conductor humano». Por ejemplo, no se prohíbe a sus pasajeros que utilicen dispositivos móviles o ver la televisión mientras viajan.

La especialista en Derecho del transporte de la Universidad de Santa Clara, Dorothy Glancy, destaca los defectos de la nueva regulación en declaraciones a la publicación Jalopnik. Según está, no están definidos de forma adecuada todos los detalles de los sistemas de conducción autónoma. Algo que podría acarrear algunos riesgos.

Incertidumbre en torno a la seguridad

Habrá que esperar para saber si la decisión histórica del estado de Florida acarreará más riesgos de los que se podrían haber evitado. Lo que queda claro, de momento, es que el coche autónomo tendrá el mismo reconocimiento legal que el resto de vehículos.

Los fabricantes que apuestan por estas tecnologías han puesto ya su mirada allí. Waymo, Uber o Tesla son solo algunos de los que podrán probar sus últimos avances sin restricción. Además, se abre una puerta para aquellas compañías de la industria de la automoción que hayan podido crear retrasadas en la carrera por la conducción autónoma. De este modo, Florida les da la oportunidad de atajar probando en condiciones reales tecnologías más avanzadas.

Tesla, en particular, podría aplicar de forma vertiginosa el modelo que prevé la nueva ley. El fabricante de coches eléctricos había anunciado esta primavera que tenía listo para este año el nivel 4 de conducción autónoma. Se trata de la primera de las etapas en las que no se requiere la intervención de un humano ya que el conductor pasa a un segundo plano, como supervisor de las decisiones del vehículo.

Florida no solo deja vía libre para que Tesla materialice este avance. Y es que Tesla tiene la capacidad de actualizar el software de sus vehículos de forma vertiginosa. Es decir, en un periodo muy corto de tiempo podrían aplicar la conducción autónoma plena, algo que está dentro de los objetivos prioritarios del fabricante.

A vueltas con la responsabilidad

normativa coche autonomoFlorida abre paso a resolver otro de los grandes debates sociales que rodean a la conducción autónoma. En caso de accidente con un modelo autónomo, ¿quién ha de asumir las diferentes responsabilidades? La norma no concreta casi en ningún aspecto cómo se resolverán las infracciones de los coches sin conductor. Esto cobra cierta complejidad teniendo en cuenta que los sistemas de conducción autónoma no responden a la firma de un único fabricante, sino que constituyen una combinación de diferentes tecnologías.

Parece que esta cuestión, como otras tantas (como la de la moralidad), queda pendiente para un futuro. Y es que, la propia norma resulta algo experimental en sí. Es decir, abre la puerta a una nueva situación en el transporte y, deja en el aire posibles soluciones a problemas hipotéticos que, muy probablemente, no tardarán en llegar.

De este modo, los escépticos en torno al coche autónomo miran con preocupación hacia Florida. Desde la OCDE, por ejemplo, ya han advertido que la tecnología de conducción autónoma continúa siendo inmadura en su aplicación. ¿Ha llegado el momento de acelerar su maduración en condiciones de conducción reales? Solo el tiempo lo dirá.

En Circula Seguro | Euro NCAP nos avisa: no se puede confundir coche autónomo con asistido

Imágenes | iStock/elvirkin, iStock/DisobeyArt e iStock/metamorworks