Diez consejos para hacer que nuestro coche contamine un poco menos

Smoke Car

Cada vez más gente está más concienciada con el respeto por el medio ambiente y en mejorar sus hábitos al volante, ya no sólo en busca de un menor consumo que es lo que directamente notamos en nuestros bolsillos sino también en la cantidad de gases contaminantes que emitimos a la atmósfera. Los fabricantes cada vez apuestan por coches más ecológicos que tienen que cumplir requisitos más duros, pero de nada sirve si luego nosotros no actuamos en consecuencia.

Para ello, a continuación os ofrecemos diez pequeños consejos en los que además, se aportan datos de cuánto es el ahorro que se puede llegar a conseguir manteniendo los distintos sistemas del coches en óptimo funcionamiento. El mantenimiento preventivo es muy importante en un vehículo y algo que, en mi caso personal, tengo muy en cuenta como veremos próximamente.

* Revisar la batería y los sistemas de encendido: Una batería en óptimas condiciones facilita la puesta en marcha rápida del vehículo. Además, los sistemas de encendido (bujías en los vehículos de gasolina y calentadores en los diesel) permiten al motor realizar de forma más eficaz los ciclos de combustión.

* Sistema de inyección: Muy importante mantenerlo limpio. Disminuye el consumo y con ello la contaminación. Los sistemas que ahora montan los vehículos (tales como válvulas EGR o similares) no deben ser manipuladas ni desconectadas, sino respetar el programa de mantenimiento que nos marca el fabricante.

* Revisión del aire acondicionado: El uso indebido del aire acondicionado dispara el consumo hasta un 15%. Es necesario mantener el sistema revisado, con ausencia de fugas y con el gas correctamente cargado.

Smoke Car

* Nivel correcto de aceite: Además de prolongar la vida del motor, utilizar el aceite de motor recomendado para el motor de nuestro vehículo reducirá las fricciones internas, permitiendo que a este le cueste mucho menos moverse y con ello reduciendo el consumo y la contaminación.

* Filtro de aire: Muy importante mantenerlo limpio. Si al motor no le entra suficiente caudal de aire, consumirá más y además perderá potencia. ¿O eres capaz de correr con la nariz tapada?

* Revisión de correas: No sólo la de la distribución, sino también la llamada de accesorios. Una tensión incorrecta puede derivar en averias.

* Revisión del sistema de frenos: Evitar el roce excesivo de las pastillas de freno con los discos y mantener el sistema en óptimas condiciones por nuestra propia seguridad y la de los demás.

* Dirección y amortiguadores: Una dirección mal alineada o unos amortiguadores en malas condiciones nos harán circular menos seguros y haran que gastemos más ruedas, más frenos, disminuirá el confort, etc.

* Neumáticos: Presión adecuada. Importantísimo. Un tres por ciento del consumo depende de ello.

* Sistema de escape: Catalizador en perfecto estado y escape sin fugas pues si no hará que el consumo se disparé hasta un nueve por ciento más debido a que el motor no realizará la combustión correctamente y además los gases saldrán de forma incorrecta.

Vía | Autofacil
Fotos | Tnarik, Navets