Cómo se plantean la Seguridad Vial en… Bulgaria

Seguridad Vial en Bulgaria

En este repaso que venimos dando a la situación que se vive en los países de nuestro entorno, hoy llegamos a un escenario verdaderamente complejo. La Seguridad Vial en Bulgaria es todo un reto en un país que, ocupando una posición estratégica de comunicaciones como punto de conexión con Turquía, cuenta con el desarrollo económico como prioridad fundamental.

Para una población de 7,5 millones de habitantes en un territorio de 110,879 km², la siniestralidad vial de Bulgaria representa aproximadamente un 2 % del PIB, un PIB que medido per capita está en un 44 % de la media europea. Con la adhesión de Bulgaria al Decenio de Seguridad Vial, se espera reconducir la difícil situación del país eslavo.

Seguridad Vial en Bulgaria - Siniestralidad Vial

Durante décadas, las cifras de siniestralidad experimentaron un crecimiento paralelo a la motorización de la población. En ese sentido, resulta preocupante que, según datos de 2010, en Bulgaria hay 3,3 millones de vehículos, lo que da una tasa de motorización de 0,4 vehículos por persona, frente a la media comunitaria, que es de 0,7. Es obvia la urgencia por reconducir la situación de la siniestralidad vial, que desde 2008 experimenta mejoras.

En Bulgaria se registran cada año alrededor de 80.000 siniestros viales. La elevada antigüedad de los vehículos, con un 82 % de más de 10 años y en muchos casos de más de 20 años, el mal estado de conservación de calles y carreteras, la cuestionable calidad de la formación vial y la falta de conciencia vial en la sociedad se postulan como causas principales de estos números que se mantuvieron estables durante todo un decenio, hasta 2008.

Seguridad Vial en Bulgaria - Siniestralidad Vial Unión Europea

Carreteras y conductores: necesitan mejorar

Las infraestructuras son un aspecto crucial para la Seguridad Vial en Bulgaria. Desde siempre, el país ha sido un importante cruce de caminos entre Europa, Asia y África, y cinco de los diez corredores paneuropeos cruzan su territorio. La red de carreteras nacionales de Bulgaria tiene una longitud total de 102.016 kilómetros, de los cuales 93.855 kilómetros están pavimentados. De todos ellos, sólo 441 son autopistas.

Según explicaba en 2011 Alexi Kesiakov, secretario de la Comisión Público-Estatal de Control de la Seguridad Vial y la Circulación por las Carreteras, “existen muchas deficiencias en la normativa que regula su construcción. Se cometen errores en la construcción de nuevas autopistas, las antiguas también dejan mucho que desear. Cada año, unas 300 personas pierden la vida porque se estrellan contra árboles, postes y otros obstáculos que se encuentran a la vera del camino”.

Seguridad Vial en Bulgaria

La otra gran pieza del puzzle búlgaro tiene que ver con el factor humano. Para empezar, la formación vial es, en muchos casos, inexistente. En 2009 el caso de un autobús siniestrado dio la vuelta a toda la UE cuando se descubrió detrás del suceso una trama consistente en la venta de permisos de conducir. En aquella misma ocasión se citaba a Bulgaria como el país de la UE con más corrupción en ese sentido.

Dejando de lado este aspecto, el grueso de la siniestralidad vial relacionada con el factor humano tiene que ver con la desobediencia a las señales de tráfico, los adelantamientos antirreglamentarios, los excesos de velocidad (sobre todo en lugares con curvas peligrosas) y la conducción bajo los efectos del alcohol y de sustancias psicoactivas. En este último punto, sorprende en lo negativo que Bulgaria no cuente con una estadística fiable sobre alcoholemia.

Por su parte, los peatones suelen cruzar por lugares donde está prohibido, o bien sin respetar los semáforos. De hecho, en Bulgaria un punto esencial de la siniestralidad vial tiene que ver con los atropellos a peatones. Sofía, la capital, es la ciudad europea que ha registrado más peatones fallecidos a consecuencia de un siniestro vial. No es de extrañar que se realicen y se emitan en televisión spots de concienciación como el que sigue, además de duras campañas con imágenes de siniestros reales.

Mejora de la Seguridad Vial en Bulgaria

Dentro del Decenio de la Seguridad Vial, Bulgaria entra en el grupo de países que se comprometen a reducir en un 50 % su tasa de mortalidad vial, y en un 20 % las cifras de heridos en carretera. Son unos objetivos ambiciosos pero que pueden estimular a la sociedad búlgara en la mejora de su propia seguridad.

Entre los puntos clave para la consecución de objetivos, están la mejora de la educación y la prevención viales, la transformación de las infraestructuras en un aliado para la seguridad cuando fallan otros factores, el endurecimiento de las sanciones relativas a la velocidad y al uso del casco y los sistemas de retención, un mayor control en el campo del alcohol y las drogas, también la seguridad en el parque de vehículos y la inversión en el cuidado de los daños derivados de la siniestralidad vial.

Desde el año 2011 se está trabajando en la idea de que la Seguridad Vial en Bulgaria es un problema compartido por todos, apuntando hacia los factores que son adversos para la seguridad del entorno viario. Por otra parte, ya se ha establecido la obligatoriedad de someter a inspección las carreteras. En cuanto al uso de los sistemas de retención, el cinturón en las plazas delanteras ya se utiliza al mismo nivel que la media europea.

En el terreno de temas pendientes, está el uso del cinturón en las plazas traseras, el establecimiento de un control efectivo del alcohol y drogas en la conducción y la renovación del parque automovilístico. Desde luego, no es la situación más fácil, y esto hace que la mejora de la Seguridad Vial en Bulgaria sea, a la práctica, todo un desafío.

En Circula Seguro | Seguridad Vial en nuestro entorno