Cinco razones para poner las luces de cruce incluso de día

Que las luces es uno de los elementos de seguridad vial más importantes de nuestro coche, ya lo sabemos. Que es imprescindible para hacernos ver de noche o en circunstancias de baja visibilidad –niebla, lluvia, nieve…  – también.

Por eso, era cuestión de tiempo que, a medida que avanzaba la tecnología en la automoción y sobre todo con la llegada de los automatismos y los sensores, se implementasen sistemas que automatizasen el encendido de luces y nos “obligasen” a llevarlas en estas circunstancias. Así llegaron las luces automáticas, que se encienden con sensores de lluvia o de luz ambiental, y las luces diurnas, que se encienden nada más arrancar el motor y que son obligatorias en la UE en los coches nuevos a partir del 2012.

Pero a pesar de estas grandes ayudas, son aún muchos los motivos por los que en Circula Seguro seguimos apostando por usar las luces de cruce en todo momento, incluso en el día más soleado.

Porque te hacen más visible incluso de día

La visibilidad de un vehículo no depende sólo de la cantidad de luz que hay en ese momento, ni de las condiciones climatológicas de ese día. Hay multitud de situaciones en las que tu vehículo puede dejar de ser visible momentáneamente: cruces, cambios de rasante, curvas cerradas en carretera, atravesando zonas arboladas, saliendo de garajes…

Y no es sólo una cuestión de obstáculos físicos, sino que factores como el color de la pintura de tu coche hace que el contraste con el asfalto o el entorno sea menor y nos “mimeticemos” con el ambiente. Con luces encendidas, un vehículo oscuro es visto 170 metros antes respecto a uno que no las lleva puestas, precisamente por el contraste visual con el entorno.

En todos estos casos, la luz de cruce nos sirve para anticipar nuestra situación a los otros usuarios de la vía: conductores, ciclistas, peatones…

Porque ante la duda, mejor prevenir

El Reglamento de Circulación nos obliga a encender las luces en muchas circunstancias. Y no sólo cuando anochece o ante condiciones meteorológicas adversas, que son los casos más comunes. También cuando entramos en un túnel, una obviedad de la que sin embargo algunos aún prescinden si el tramo es corto. O en un garaje comunitario, a pesar de que muchos no la ponen al sentirse confiados.

También estamos obligados a encender las luces ante determinadas circunstancias en la vía, como en carriles especiales como los reversibles, los adicionales o los habilitados en casos de obra. Una obligación que muchos desconocen o simplemente les hace dudar. En este caso, ante la duda es mejor prevenir que curar.

Porque te hacen visible también por detrás

Las luces diurnas son un gran avance, pero piensa que éstas sólo son delanteras y no traseras, por lo que nunca marcan tu posición posterior. Las luces de cruce en cambio son tanto delanteras como traseras, por lo que señalarán tu posición a los que circulan por detrás de ti.

Esto es especialmente útil en circunstancias como las que hemos visto arriba, como circulando por zonas arboladas donde las sombras te pueden confundir. O en determinados momentos del día, como al amanecer o atardecer circulando con el sol de frente. En este sentido, las luces de cruce traseras te servirán para marcar además la distancia a la que te encuentras de los otros usuarios.

Porque las cifras lo avalan

Conducir con las luces encendidas evita accidentes no porque lo digamos nosotros, sino porque las cifras lo avalan. No son pocos los estudios realizados en todo el mundo y sobre todo en el contexto de la UE que hablan de la efectividad de usar luces en horas de luz, y de los accidentes que se podrían evitar durante esas horas:

  • El 25% de los accidentes mortales entre vehículos
  • El 28% de los accidentes mortales con peatones involucrados
  • El 20% de los accidentes con sólo heridos
  • El 12% de accidentes con sólo daños materiales

Porque te lo recomiendan los expertos

Si no te quieres hacer caso de nosotros, siempre puedes fiarte de la DGT, que no para de recomendarnos cada año que usemos las luces incluso de día aunque no sea obligatorio, o de la Fundación MAPFRE, que nos explica los motivos por los cuales somos más visibles con las luces también durante el día.

Ten en cuenta que usar las luces de cruce es obligatorio en países como Suecia, Noruega, Finlandia u Holanda. De acuerdo que muchos de estos países cuentan con menos horas de luz que en el sur de Europa. Pero también es cierto que algunos de ellos siempre han marcado tendencia en materia de seguridad vial. Por algo será.

Imágenes | Maxpixel  |Unplash/Alexander Radelich  | Unplash/Philippe Toupet  |

En Circula Seguro | Luces automáticas, ¿cómo funcionan?: sensor de lluvia y de luz ambiental  | Cuándo y cómo usar las distintas luces del coche