Causas y consecuencias del temido latigazo cervical

Dolor de cuello, síntoma habitual de la lesión por latigazo cervical

“Iba conduciendo por la avenida que cruza el pueblo. No circulaba rápido ni nada. Iba tan tranquilo cuando, de repente, tuve que frenar porque un chiquillo saltó a la calzada. Entonces noté un fuerte golpe en la parte trasera del coche. El tío que me seguía me había dado un porrazo. Al principio no sentí nada más que el susto. Sin embargo, mi vida no ha vuelto a ser la misma desde aquel día. Me duele todo, me encuentro mal y, aunque he visitado decenas de médicos, nadie me da una solución.”

Estas frases, que han salido de mi prolífica e imaginativa chistera, podrían haber sido pronunciadas por cualquiera de las miles de víctimas leves con que se saldan algunas colisiones consideradas de poca monta, de esas que no aparecen normalmente en las grandes estadísticas pero que sufren a diario muchos conductores y sus acompañantes. Se trata de la lesión por latigazo cervical, que puede llegar a afectar a casi un 30% de los siniestrados.

Pero, ¿qué es el latigazo cervical? Con ese nombre se conoce el mecanismo por el cual algunas de las estructuras que forman el cuello experimentan unos súbitos movimientos que los médicos denominan “hiperflexión e hiperextensión bifásicas”. Es decir, que cuando el conductor o sus acompañantes reciben un golpe en el coche, es fácil que algunos músculos del cuello se compriman por un lado y se estiren por el lado opuesto, volviendo luego a su posición inicial, como si se agitara un látigo en el aire al más puro estilo de Indiana Jones. De ahí, el nombre que recibe este fenómeno, que resulta especialmente grave en las colisiones por alcance, incluso a bajas velocidades, y en los choques laterales. En realidad, el latigazo no es más que un mecanismo, pero cuando este se produce de forma casi instantánea, el cuello tiende a lesionarse.

Músculos del cuelloPara comprender el posible alcance de una lesión por latigazo cervical hay que tener en cuenta que el cuello es un estrecho canal móvil formado por vértebras, articulaciones, ligamentos y músculos por el que pasan nervios, vasos sanguíneos, el esófago, la traquea y la médula. Con todo eso metido ahí dentro, no hay que ser muy hábil para entender que una aceleración brusca o una desaceleración repentina, como la que se experimenta hasta en la menor de las colisiones, dañe algunas de las estructuras que componen el cuello, tanto en la musculatura como en alguna que otra vértebra que puede acabar rompiéndose por aplastamiento.

El espectro de lesiones puede ir desde el simple esguince leve hasta la sección medular con tetraplejia. Y en los niños no es extraño que se agraven las lesiones a causa de la desproporción entre cabeza y tronco, que aumenta las posibilidades de que el cuello sufra cuando tiene que hacer frente al latigazo. En cualquier caso, un simple esguince puede mantenernos fuera de combate durante varias semanas, ya que el proceso de recuperación acostumbra a ser lento y a requerir inmovilización. Por eso, suele ser incompatible con la conducción. Normalmente esta lesión se manifiesta con un dolor muscular acompañado de una cierta rigidez que responde a la necesidad que tiene el organismo de mantener inmóvil la zona afectada.

Pero el latigazo cervical puede acarrear otros daños, como son los dolores de cabeza, náuseas, vértigos, inestabilidad, dolor cervical, hormigueos en brazos… Y a medida que pasa el tiempo y el afectado ve que estas dolencias no se solucionan, sobrevienen problemas como los trastornos del estado del ánimo, que pueden llegar hasta la ansiedad y la depresión, y todas las consecuencias sociales, familiares y laborales que se pueden presagiar. De hecho, una baja laboral motivada por una lesión derivada de un latigazo cervical puede durar más de tres meses. Por eso, no resulta extraño que algunas víctimas leves de una simple colisión por alcance acaben perdiendo el trabajo y agravando así su estado anímico.

¿Cómo prevenir el latigazo cervical?

Choque frontal en un ensayo de sistemas de seguridad de Toyota

¿Vale la pena pasar este calvario? En absoluto. Sin embargo, aunque la tecnología nos ayuda cada vez más a mitigar el problema del latigazo cervical con la presencia creciente de reposacabezas activos en los vehículos, lo cierto es que todavía queda mucho terreno por recorrer hasta que la protección que se ofrezca a la cabeza sea tan eficaz como resulta el cinturón de seguridad sujetando el tronco del conductor y sus acompañantes.

Precisamente por esto, los mejores consejos que se pueden dar para evitar las lesiones derivadas de un latigazo cervical son los siguientes:

* Sentarnos adecuadamente. Una mala posición en el asiento, como la que adoptan involuntariamente nuestros acompañantes cuando caen dormidos o como la que toman muchos conductores al agarrar el volante con una sola mano, puede agravar las lesiones debidas a un latigazo cervical.

* Mantener la distancia de seguridad. Si en un mal momento el conductor que nos sigue a medio palmo de distancia nos alcanza, seguramente nos llevaremos un buen latigazo. Pero si nosotros no hemos guardado una distancia de seguridad suficiente, lo más seguro es que acabemos empotrando a un pobre infeliz que no tiene la culpa de que nosotros estemos ahí y, además, agravaremos nuestra lesión por forzar el cuello no con un latigazo, sino con dos. Esto sucede de forma habitual cuando hay retenciones de tráfico y los conductores no dejan un espacio suficiente entre vehículos. Llega un conductor despistado, choca con el último coche de la fila y este a su vez empotra al siguiente: Doble latigazo cervical, casi garantizado.

* Anticiparnos al problema. Si nos acostumbramos a observar nuestro entorno, especialmente los vehículos que nos siguen, seremos capaces de predecir y hasta de contemplar en tiempo real una colisión por alcance. Aunque no sea plato de buen gusto, nos puede venir bien saber que alguien está a punto de colisionar contra nosotros para proteger nuestro cuello. ¿Cómo? Poniendo en tensión la musculatura del cuello, lo que formará un cojín cervical natural que hasta cierto punto nos protegerá.

Si, después de todo, hemos sufrido una colisión por alcance, no estará nunca de más que nos vea un médico. Hay que tener en cuenta que una lesión derivada de un latigazo cervical no siempre se manifiesta de forma inmediata, sino que puede quedar latente y aparecer al cabo de unas horas o incluso un día después, en forma de dolor y rigidez muscular. Cuanto antes zanjemos el tema sanitario, mejor. Y, por si hay alguien que no es demasiado amigo de acudir a la consulta, cuanto antes tengamos un certificado médico que explique lo ocurrido, más claramente podremos argumentar sobre nuestra lesión ante las aseguradoras.

Asesoramiento | Dr. Josep Serra
Foto | Martin Kingsley, Olek Remesz, Mr Wabu

  • Me alegro que se incida una y otra vez sobre mantener las distancias de seguridad, hacer un buen uso del reposacabezas y por supuesto CONCIENCIAR de que un mínimo despiste a no muy alta velocidad puede acarrear secuelas de por vida… Por suerte estoy muy distante de sentirme deprimido, pero no pasa ni un solo día en que algo no me haga recordar aquel “accidente por alcance no muy grave” que sufrí hace ya casi siete años… y si no lo creeis echad un ojo a este pos que escribí por el año 2007 (perdon por la autopublicidad)
    http://www.actualidadmotor.com/2007/07/31/la-dgt-i

    A ver cuando los fabricantes hacen de los impactos traseros una prioridad, como lo hicieron en su día con el lateral.
    Saludos

  • Ciertamente, el asunto de las distancias es el gran olvidado de los malos vicios del conductor, cuando es causa prácticamente directa de un mucho por ciento de los siniestros que se dan a diario en cualquier ciudad o carretera. Yo también me alegré cuando la DGT lanzó (¡por fin!) una campaña sobre este asunto.

    Y es que cuando hablamos de siniestralidad siempre tendemos a pensar en grandes colisiones, coches volcados y miles de muertos anuales. Y se nos pasa un pequeño detalle: que la siniestralidad “”””menor”””” también causa muchos males, a veces, como en tu caso, de por vida.

    Me sumo a tu grito desesperado para que los fabricantes exploren el lado oscuro de los vehículos.

  • bartolo rodriguez

    es cierto el conductor se olvida de guardar su distancia porque no están capacitado para manejar un auto lo único es subirse al auto ya no una cosa es ser chofer o volantero alas autoridades no les interesa nada de lo que le pase ala gente o al pueblo asi que si no sabes manejar no lo hagas y evita dar un accidente y tener que pagar con Manny o con cárcel sean consientes yo estoy sufriendo un latigazo a causa de no guardar la distancia por favor tengan un poco de madre

  • esta es la tercera vez q sufro un esguince cervical , llevo 45 dias y estoy fatal, los anteriores despues de 3 meses de baja fueron un calvario, me gustaria encontrar un sistema para prevenirlos.
    El primero colision multiple, el segundo una retencion inesperada en la m-40 y el tercero en una rotonda, q miran si viene alguien pero no ven al de delante q reduce, q es lo logico creo, en ninguno me han indennizado y todos han sido cochazos asegurados en Mapfre a los q al parecer un coche de plastico como el mio no les hace nada. Necesito el coche, no es capricho, sino no volveria a subir a él.
    Si alguien puede darme un sistema q pueda poner en el coche, no puedo comprar otro,lo agradeceria. GRACIAS

  • El sabado pasado un dia antes del dia del padre, tuvimos un eccidente un joven q venia ebrio nos golpo con su auto en el mio, en la parte tracera, del golpe tuve q ir a parar a la clinica por el dichozo latigo cervival. Me colocaron un collarin y si minimo 30
    Dias de reposo. Es importamte cacudir de inmefiato al medico o primeros auxilios ya q oas concecuencias Si pueden ser fatales.. no hagamos omiso esto que nos comparten.. porque si no se atiende pronto esto.!! La concevuencia si puede ser complicada…

  • Silvia

    Hola: hace tres meses tuve un golpe feo cuando me fui a acostar y caí con los dos brazos extendidos que golpearon en seco contra el piso. Puede ser que este golpe traiga problemas parecidos al latigazo cervical?

  • Javi Satanix

    Buenos dias.

    Hace unos dias sufrimos un accidente, el cual les paso a
    relatar.

    Circulabamos por una via urbana de doble sentido a una
    velocidad +/- 20km/h cuando un coche aparcado en bateria dio marcha atras y nos
    embistio por la parte del copiloto, rellenamos parte amistoso, y a las 2 horas
    asi fuimos a urgencias por que empezamos a sentir dolor en el cuello, con
    diagnostico de latigazo cervical, al dia siguiente fuimos al medico de familia
    dandonos la baja y con el mismo diagnostico. Luego hemos pasado por el
    traumatologo de la mutua mandandonos sesiones de rehabilitacion y con el mismo
    diagnostico de los anteriores. A todo esto decir que los daños del coche son
    arañazos grandes en aleta delantera y, puerta delantera, espejo, y pequeño
    bollo

    en la aleta (reparacion 256 Euros).

    Me envia mi compañia una carta diciendome que la otra
    compañia niega cualquier reclamacion posible de daños personales alegando
    “nexo causal” debido a los pocos daños del coche y la baja velocidad
    del impacto. y mi compañia me dice que ellos despues de estudiar los informes
    no ven viable reclamar nada, que tengo 3000 euros para gastos privado de
    abogado, pero ojo, que si por cualquier causa mi abogado no sacara mas de lo
    que ellos dicen que es 0, que tampoco lo pagan y corre de mi cuenta todos los
    gastos.

    Desde el acciedente mi compañera en el coche y yo estamos
    bastante jodidos de la cervical y con dolores de cabeza y mareos, ella ademas
    diagnosticada de lumbalgia.

    Mi pregunta es , que debo hacer?, sigo adelante? tengo miedo
    de que las compañias con sus peritos e historias hechen abajo todo y al final
    encima nos cueste el dinero (y no estan las cosas para eso)

    Gracias de antemano