Buscamultas.com, ¿sólo para infractores despistados?

Pantallazo de buscamultas.com

Ha nacido buscamultas.com, un portal que te mantiene informado sobre la publicación de *tus infracciones en los boletines oficiales.* Le das tus datos (el DNI y la matrícula de tu coche) y te dice si andas pregonado por ahí. Además te puedes suscribir y de esta forma los responsables del sitio web rastrean diariamente los boletines buscando tus datos. En el momento que el motor de búsqueda canta bingo, te envían un mensaje por *correo electrónico* que no te va a hacer ninguna gracia recibir.

O quizá sí. El buscador, dicen los responsables de buscamultas.com, también puede ser útil para saber si la Administración se ha pronunciado sobre algún *recurso* que hayas interpuesto contra una multa. Al final, este sistema es una manera ágil de estar en *comunicación permanente* con los organismos gestores de sanciones.

Pero, ¿quiénes son los responsables de este buscador? Pues *DVuelta,* una empresa que gestiona recursos contra sanciones. Y ahí se cierra el círculo. Te suscribes, te avisan porque te han sancionado y si tú quieres los contratas para que lleven tu caso. Ojo, que lo dicen a las claras y sin esconderse, lo cual es de agradecer.

Esta es una de estas noticias que uno no sabe cómo abordar. De un lado, está claro que el deber de todo ciudadano es comportarse de acuerdo con las normas aceptadas entre todos en democracia, tal y como nos explicó Jaume hace unas semanas. Estamos circulando, y no simplemente conduciendo, y eso implica que entre todos tenemos que compartir un mismo espacio empleando una serie de convenciones que debemos respetar. Todo eso, en principio, debería situarnos como conductores seguros en un *escenario libre de sanciones.*

Pero por otra parte hay ocasiones en que uno puede cometer una infracción sin siquiera saberlo, por ejemplo porque haya una mala señalización, un radar que dispara a todo lo que se mueve o hasta porque uno lo lleve en los genes. El caso es que se considera que el interfecto está al tanto de su infracción *si aparece su identidad* en los boletines oficiales. Y esta publicación se lleva a cabo cuando la Administración no ha podido comunicar directamente la sanción al infractor, lo que sucede según los responsables de buscamultas.com *en un 30% de los casos,* ahí es nada.

Lo cierto es que a mí el sistema siempre me ha sonado *un poco decimonónico.* Me suena a una de esas historias en las que todo el mundo salvo el principal implicado conoce lo que está sucediendo en torno a él, como le pasaba a Santiago Nasar o al alcalde de Fago, salvando las distancias, claro. El caso es que aparece tu nombre en un tablón de anuncios que nadie del mundo real se lee y que ese es el primer paso para que se te embargue la cuenta bancaria. Hombre, es un poco fuerte. Por todo esto, aunque yo piense que la sanción es el último de los recursos ya que la educación vial es lo principal, reconozco que el buscador puede ser una buena herramienta para estar en contacto con la Administración sin tener que crear una dirección electrónica vinculada con el Gobierno, lo que seguramente tira para atrás a más de uno.

A todas estas, a mí la página esa me dice que no tengo multas por ahí.

Vía | prnoticias

  • Estas, em… “soluciones” deben salir gracias a un sistema en el que el funcionamiento va completamente al revés que cualquier otra incidencia o contencioso.

    Se supone que eres inocente hasta que se demuestre lo contrario. Y si te acusan (de lo que sea) primero te enteras tú, como acusado antes que nadie.

    En tráfico es al revés. Igual el denunciado y acusado no ha recibido aún aviso notorio (no soy yo uno de esos que se lee el BOE todos los días…). Pero es que si éste no se ha llegado a efectuar (un simple traspapeleo en el aviso más básico, vía correo certificado)… da igual el fallo. El acusado se come después el marrón, e incluso si le llegan a avisar ya es acusando el vencimiento de plazos para recurrir por ejemplo. Es decir… que todo puede fallar en un momento dado, pero eres culpable salvo que demuestres lo contrario. Se vuelve la tortilla.

    Al menos mientras para multar pare la autoridad en persona, siempre cabe poder entrar en matices, detectar un posible error, o que intentando evitar la multa el mismo agente te justifique que te la mereces con todas las de la ley y razonamientos… en fin qué sé yo. Pero claro, el “automatismo” que ha puesto la DGT para castigar el exceso de velocidad sobre todo no es ni de lejos todo lo efectivo que debería. La notificación puede fallar, mientras la maquinaria sigue su curso y con el absoluto desconocimiento del que ha sido multado. Los recursos son vox populi que son una auténtica vergüenza con meras respuestas “cumple plazos” de la DGT con plantillas automatizadas de Word demostrando en muchos casos que ni se atiende a los atestados o información presentada para “demostrar la inocencia”…

    Al final, en un principio el derecho y la presunción de inocencia es curiosamente pisoteado. Y el derecho a defenderla también porque el sistema no funciona como debería para ser eso, tan “automático”.

  • jose

    Cuidado con este sitio de buscamultas. No des nunca tu telefono o te estaran molestando varias veces al dia. Son una basura