Balance y reflexión sobre la siniestralidad vial del puente de diciembre

La DGT, tras finalizar las fiestas de la Constitución y la Inmaculada, ha ofrecido en esta nota de prensa los resultados de la operación especial de tráfico que anunció el pasado día 4. Un dispositivo especial de tráfico para cubrir esos cerca de 7 millones de desplazamientos que han tenido lugar con el doble puente de diciembre por nuestras carreteras. Un doble puente de diciembre que ha sido muy largo debido a coincidir el día de la Inmaculada (viernes 8) con el pasado fin de semana. Pues bien, desde Circula Seguro, queremos hacer una reflexión sobre dichos resultados, ver las causas y sacar conclusiones.

Estos son los resultados…

Está claro que el vehículo que más utilizamos para nuestros desplazamientos en nuestro periodo vacacional es el turismo. Precisamente por eso, por encontrarnos de vacaciones deberíamos tomarnos el día a día con más tranquilidad, sin prisas, sin estrés y ser conscientes de que si somos conductores del vehículo que sea, no sólo podemos poner en peligro nuestras vidas sino también la de otras personas.

Desde el inicio de la operación salida del puente de la Constitución y la Inmaculada, es decir, desde el martes (día 5) a las 15:00 horas, hasta las 20:00 horas del pasado domingo, unas 22 personas han fallecido y otras 16 han resultado heridas en los 19 accidentes mortales ocurridos en nuestras carreteras. De los 22 fallecidos dos eran motoristas, y de los accidentes seis fueron por salidas de la vía y ocho por colisiones. Además, hubo tres atropellos a peatones y una caída en calzada de un ciclista. Trece de los accidentes tuvieron lugar en vías convencionales, cuatro en autovías y dos en autopistas.

La verdad es que las cifras, 1.149 fallecidos desde que empezó el año hasta finalizar éste doble puente, jamás dejan de sorprendernos. Por tal motivo, hemos de ser conscientes que detrás de cada número hay más que un número, hay personas, problemas sociales, dramas familiares, económicos y sobre todo psicológicos, puesto que no estamos preparados mentalmente para afrontar una noticia sobre una tragedia ocurrida en la carretera, ya sea ante una situación directa o por cercanía de algún familiar.

Estas son las conclusiones…

Unas operaciones de salida y regreso que requieren que revisemos el vehículo cada vez que decidamos viajar. Sin embargo, según ésta noticia, el 25% de los conductores no revisa su vehículo antes de salir de puente. Un dato que puede traducirse en un aumento de la siniestralidad vial si tenemos en cuenta que el factor vehículo es el segundo elemento, por detrás del factor humano, más influyente en los hechos que alteran la seguridad vial.

Por tanto, sobre el factor vehículo, no podemos pasar por alto que, mantener nuestro vehículo a punto y no sólo cuando vamos a realizar en largo viaje es invertir en seguridad. Uno de los elementos más importantes a revisar es el estado de nuestros neumáticos. Por un lado tenemos que comprobar que circulamos con el suficiente dibujo en las ranuras principales de la banda de rodadura, es decir, por encima de esos 1,6 milímetros de profundidad mínima que nos marca como tope para cumplir con las condiciones óptimas del neumático.

Otra cuestión, no menos importante, y que afecta también al factor vehículo es su antigüedad. El parque automovilístico español, según la DGT, es de los más envejecidos de la Unión Europea. De los coches que circulan por España, el 55% superan los 100.000 kilómetros y tienen una media de más de 13 años de edad. Un problema que no sólo afecta a la seguridad vial sino también al medio ambiente.

Dentro unos días comenzaremos las vacaciones de Navidad y puede que las condiciones climatológicas no sean muy favorables para una conducción segura. De ahí que debemos extremar todas las precauciones y seguir las instrucciones de los Agentes de la Guardia Civil de Tráfico, (salvo en aquellas Comunidades Autónomas que tienen competencias propias en la vigilancia del tráfico), porque son ellos los que más saben sobre los peligros en la carretera. Precisamente son los que informan, junto con sus Centros de Gestión de Tráfico, de cada incidencia que ocurre en nuestras carreteras.

En definitiva, debemos reflexionar y actuar rápido para evitar que la siniestralidad vial aumente y lograr ese objetivo 0 víctimas en las carreteras europeas para el 2050 . Desde Circula Seguro pensamos que todo empieza con una buena educación de base, cívica y vial, apostando por una educación preventiva mucho antes, incluso, de sacarnos el permiso de conducir porque sabemos que el 90% de los siniestros viales son por un factor humano.

En Circula Seguro | Cuatro elementos del vehículo que tenemos que revisar en invierno, Conducir en invierno: guía para circular con lluvia, nieve, niebla y viento